Informe: ¿Es posible ser ciclista y no comer carne?

Por todos es conocido, ya sean practicantes o aficionados, que el ciclismo es uno de los ejercicios de mayor dificultad en cuanto a esfuerzo y dedicación. Es por ello por lo que muchos ven difícil, por no decir imposible, poder compaginar una dieta vegetariana o vegana con la práctica de este deporte.

Foto: Pexels

Para los que no sean expertos en el tema, es importante conocer la diferencia que existe entre estas dos dietas basadas en el no a los alimentos de origen animal. Así, mientras que los vegetarianos no comen animales ni pescado, los veganos no comen nada procedente del mundo animal, es decir, no toman ni carne ni derivados como pueden ser los huevos, la leche, el queso, etc.

Cada vez son más las personas que se pasan a estas dietas vegetales, la mayor parte de las veces por una cuestión ideológica, haciendo suya la lucha por el respeto y amor hacia los animales. Sin embargo, también existen casos en los que la persona en cuestión debe optar por este tipo de dieta por motivos de salud, ya que no a todos les sientan bien los alimentos procedentes de animales.

Después de estas explicaciones, nos enfrentamos a la gran pregunta: ¿Se puede hacer deporte al más alto nivel sin los nutrientes aportados por los productos de origen animal? La respuesta es sí, pero teniendo un buen plan nutricional para que no nos falte de nada. Los vegetarianos o veganos pueden encontrar una gran fuente de proteínas en la soja, elemento importante, ya que las proteínas son primordiales para el buen desarrollo de un ejercicio físico o mental. Las vitaminas son también fundamentales, concretamente la B12 o la D, que también encontramos en productos verdes.

Un ejemplo de que se puede optar por este tipo de alimentación y estar en lo más alto del deporte es el ciclista David Zabriskie, que en 2011 anunciaba que sería el primer ciclista vegano en disputar el Tour de Francia (lamentablemente, tiempo después sería acusado de dopaje).

Más increíble es el caso del ciclista Pedro Jesús López-Toribio, que en 2014 recorrió los 780 km que separan Roncesvalles (Navarra, España) de Santiago de Compostela (Galicia, España) en una sola etapa. Toribio pedaleó más de cuarenta horas seguidas sin dormir, tan solo parando para comer, con el objetivo de demostrar que el hecho de ser vegano no supone un hándicap a la hora de hacer esfuerzos físicos. En su caso, la elección de este tipo de dieta se debe a un amor profundo por los animales. De hecho, en su periplo hacia la capital gallega contaba con un letrero en el que se podía leer «Yo no como animales».

Además de estos dos ciclistas, también podemos encontrar deportistas veganos en otras disciplinas, como las hermanas Williams que compiten al máximo nivel en el mundo del tenis. Este es un caso curioso, puesto que los médicos recomendaron a Venus que optara por este tipo de alimentación al diagnosticarle una rara enfermedad que provoca que no tolere bien los alimentos animales. Serena se solidarizó con su hermana y también optó por el veganismo.

Todos estos deportistas han destacado en el deporte físico, pero no debemos olvidarnos del deporte mental, y es que el cerebro también necesita un gran aporte calórico y nutricional cuando está a pleno rendimiento. En este caso, el mejor ejemplo sería el jugador de póker Daniel Negreanu, que después de darse cuenta de que tenía unos hábitos alimentarios negativos se concienció y decidió cambiar, haciéndose vegano. Por lo pronto parece que no le ha ido nada mal, ya que es uno de los jugadores más importantes del mundo llegando a tal nivel que ha despertado la atención de la famosa web de series Netflix.

Como vemos, optar por una dieta vegana o vegetariana no impide la práctica de un deporte al máximo nivel. Sin embargo, es necesario que esta elección se haga de manera reflexiva teniendo en cuenta todas las opciones posibles y con el apoyo de un nutricionista para estudiar cada caso en concreto. No todos respondemos del mismo modo a este tipo de alimentación, por lo que será necesario ir descubriendo qué nos sienta bien y qué no reforzando en todo momento la ingesta de proteínas y vitaminas para que nuestro cuerpo esté al 100%.

¿Te gusta lo que hacemos? seguínos en @CiclismoInter

Sumate en facebook: Ciclismo Internacional

Copyright ©2012-2017 Ciclismo Internacional. All Rights Reserved

2 comments for “Informe: ¿Es posible ser ciclista y no comer carne?

  1. VICTOR ALARCON
    3 abril, 2017 at 3:19 pm

    soy vegetariano, ya casi por volverme vegano. Y hago más de 120 km los fines de semana en la zona montañosa de Antioquia, Colombia, cerca de Medellín. Hago MTB y bici de ruta. Termino molido, pero feliz. De que se puede, se puede.

  2. Ramon
    20 abril, 2018 at 8:36 pm

    soy vegetariano casi casi vegano porque todavia como lacteos a veces pero quiero ir al veganismo y hago ciclismo y no me va mal. Comer carne ya esta pasando de moda

Comments are closed.