Navardauskas, listo para regresar tras sus problemas cardíacos: “Ya no hay efectos secundarios”

Por @FXavierVidela

Apenas 27 días de competencia tuvo Ramunas Navardauskas en 2017. La última vez que el corredor de Bahrain-Mérida se puso un dorsal fue el 11 de junio, hace 6 meses, durante la etapa final del Critérium du Dauphiné.

Su campaña inició de gran manera, con el triunfo en la contrarreloj individual de la Vuelta a San Juan, que le permitió liderar la prueba argentina y finalizar 7° en la general. En Abu Dhabi ejerció labores de equipo y luego cosechó abandono tras abandono.

Finalizado el Dauphiné, al lituano de 29 años se le realizaron diversos estudios, en los que se le detectó una arritmia cardíaca. Así, debió ser operado y guardar la bici durante un tiempo. Pero es hora de recuperar el terreno perdido y, por ello, se muestra muy motivado en la concentración de Bahrain-Mérida en Croacia.

“He tenido muchos controles desde la cirugía. Cada prueba mostró que está todo bien. La última la tuve la semana pasada, y los doctores me dijeron ‘OK, ya está listo para comenzar'”, dijo Ramunas a VelonCC.

“No hay efectos secundarios, así que puedo empezar a entrenar más duro”, siguió el lituano, quien cree que no debería presionarse demasiado. Sin embargo, piensa que el campo de entrenamiento “será realmente útil para ver dónde está mi nivel”.

Durante esos seis meses que estuvo sin competir, se mantuvo en movimiento, tocando la bicicleta cada dos o tres días. Además, también realizó caminatas, todo ello sin superar un ritmo cardíaco de 120. “Todo mi entrenamiento fue súper aburrido y super lento. ¡A veces me sentía muy molesto, andar en bicicleta y ver pasar a todos estos tipos mayores!”, expresó el ex Cannondale, quien ahora nota las mejoras.

“Ahora me siento mejor, persigo y supero a esos tipos mayores”, continuó Ramunas, quien recuperó la sonrisa encima de la bicicleta. “Estoy feliz por cómo salieron las cosas, y del gran apoyo que tuve por parte del equipo y el personal médico”. 

“Solo necesito esperar hasta la primera carrera, para ver cómo está mi forma y cómo están moviéndose mis piernas”, dijo el ganador de etapa en el Giro de Italia 2013 y el Tour de France 2014, quien iniciará su 2018 en Australia.

“Será una carrera difícil para mí, pero no puedo esperar. Será una excelente preparación para el resto del año. No me decepcionará ningún resultado allí. Solo quiero hacer lo mejor para mi equipo y espero mejorar cada día más. A mediados de la próxima temporada, con suerte, podré buscar mis propios resultados”, explicó el de Bahrain-Mérida

Sin presiones, quiere volver a recuperar su brillo y “demostrar que todavía soy un buen corredor”. Así, tras un largo descanso, “mi objetivo es simplemente disfrutar cada carrera y sentirme fuerte nuevamente sobre la bicicleta”.

Franco Xavier Videla

¿Te gusta lo que hacemos? Seguínos en @CiclismoInter

Sumate en facebook: Ciclismo Internacional

Copyright © 2012-2017 Ciclismo Internacional. All Rights Reserved

Deja un comentario