Previa Strade Bianche 2015

Por David Hunter

San Gimignano – Siena 200km

strade1

Podrá ser sólo la 9° edición de la carrera pero ésta ya se ganó un hueco en el corazón de los fans. El trazado tendrá 11 tramos de “strade bianche” o rutas blancas para nosotros. Estas rutas son de grava y tierra, es decir, muy peligrosas. Las cotas son durísimas y deben pasarlas sentados para no patinar porque un pequeño error aquí tiene destino en el suelo rugoso, peor enemigo de la piel.

strade2

El perfil es ondulado gracias a la presencia de numerosas cotas empinadas y cortas y descensos veloces. Sumen el sterratto y entenderán por qué fue elevada a nivel World Tour. El clima se anticipa agradable y soleado y eso implica que volará polvo por todas partes.

strade3

La prueba termina en una empinada trepada en Piaza del Campo con paredes del 16% que auguran mucha emoción.

Los dos sectores más largos de tierra son el 6 y 7, de 9.5km y 11.5km respectivamente. Allí se dará la primera selección de favoritos y, como en el pavé, la suerte será clave.

Una pinchadura en un momento inadecuado dejará a cualquiera fuera de batalla. Estar adelante en la tierra es otra obligación para los favoritos y eso desatará una dura lucha por el control del pelotón, donde los experimentados rodarán bien ubicados en vanguardia.

Fabián Cancellara ya ganó dos veces aquí y tiene las dos cualidades necesarias para repetir: buenas piernas para las cotas y excelentes prestaciones para bajar. Pero la falta de compañeros ya le jugó en contra otras veces, porque no puede marcar todos los ataques, como sucedió en 2014 cuando Sagan y Kwiatkowski se marcharon a 22km de meta sin que nadie pudiera cazarlos.

Lo atractivo de este evento es que nunca se sabe dónde será la movida ganadora ni el tipo de final que habrá, ya sea en solitario o en embalaje reducido cuesta arriba.

Queda claro que un ataque sólido en los 22km conclusivos tiene grandes opciones porque la mayoría de los equipos ya no tiene muchos efectivos para trabajar. Así lo entendió Moreno Moser con su salto justo en 2013.

Cancellara cuenta con Fabio Felline en la forma de su vida. El italiano lleva seis top5 esta campaña y sus prestaciones escaladoras han dado un paso adelante, por lo que será crucial para Spartacus si llega al cierre. Es más, Felline puede tener éxito propio si goza de libertad, jugando a dos puntas con su jefe de filas, o a la inversa.

Peter Sagan todavía no se estrena en 2015 y tratará de romper esa racha aquí, donde además fue dos veces 2°. En 2014 no tuvo potencia para lidiar con Kwiatkowski y en 2013 facilitó las cosas a Moser, pero la ruta es ideal para el eslovaco y su técnica. Además llega con la formación más fuerte, algo poco habitual para él, que gozará de los servicios de Daniele Bennati, Juul-Jensen, Kreuziger y Boaro.

Pero otros equipos también están sólidos:

 Etixx y Sky vienen en racha. Los de negro cuentan con el reciente ganador de la Omloop, Ian Stannard, 16° hace un año en la tierra o Peter Kennaugh, que voló en Andalucía trabajando para Froome y encima fue 6° en la general. Ama correr en Italia y ya venció parciales de Giro del Trentino y Coppi e Bartali (además de la general en esa última).

Etixx también arriba en forma y con varias dianas, que pudieron ser más si no hubieran regalado la Omloop y Le Samyn. Parece que en los días que corren, dominan todas las carreras de un día y llegan en superioridad numérica al final, pero en Strade extrañarán a Kwiatkowski. Por contrapartida están Terpstra, Brambilla, Serry, Stybar, Urán y Vermote, que controlarán en los 50km decisivos. En ese punto deberán decantarse por alguno para lanzarse. Zdenek Stybar se ve muy en forma y su pasado en el ciclocross juega a favor, por lo que sería una buena baza. Está en gran condición y tiene buena punta de velocidad, pero si no es el checo, entonces Urán o Terpstra probarán suerte. Como se vio en Qatar o Bélgica, Terpstra está a tope, y si puede rodar sobre los adoquines también sobre la tierra, así que no debe ser subestimado.

Simon Gerrans por fin estrenará la temporada luego de su rotura de clavícula en la previa de los nacionales australianos.  El de Orica viene de entrenar en altura en Sud África y tiene ganas, pero es un error traerlo a una cita tan nerviosa y peligrosa como esta porque no estará cómodo. En un perfil bueno para él, no lo vemos luchando por el podio.

BMC sustenta sus esperanzas en Van Avermaet y Samu Sánchez. GVA viene bien pero las cuestiones vinculadas a la investigación por dopaje lo deben tener distraído. Si logra enfocarse entonces tendrá algo que decir. No esperamos mucho del español en su segunda prueba del 2015.

AG2R cuenta con dos atletas en gran forma y mejorando: Nocentini y Montaguti. Por ejemplo, Montaguti fue 4° en Laigueglia y 3° en Lugano, aunque el capitán será Nocentini porque concoe mejor el recorrido y fue 3° en 2013. A los 37 años, esta será una de sus últimas chances de hacer algo.

Lampre apoyará a Pozzato y Niemiec. Pozzato disfruta de uno de sus mejores inicios de campaña en mucho tiempo, pero los antecedentes no lo favorecen en Strade porque abandonó las dos veces que participó. Niemiec se antoja una como una carta más factible y le llega su momento luego de haber trabajado para el equipo en Etruschi, Laigueglia y Lugano. El polaco es un ciclista subestimado que en su veteranía está rindiendo como nunca y ya fue 10° en 2013.

Movistar jugará a tres puntas: Valverde, Amador y Visconti. Obviamente que Valverde es el elegido, pero le falta algo vital para brillar en esta competencia: un buen «timming» para atacar de lejos. A estas alturas de su vida no va a cambiar pero siempre es candidato. A su lado estarán Visconti y Amador, outsiders decentes, pero sólo eso. Si la carrera llega con un grupo reducido, Valverde puede soñar con la gloria.

Damiano Cunego ahora defiende los colores de Nippo – Vini Fantini y comenzó bien. Su mejor resultado en Strade es el 3° lugar de 2011. ¿Vivirá una segunda juventud?

Como dijimos, la primera selección suele darse en el sector 6, y luego se  profundiza en el 7, donde ya quedan unas 25 unidades. Pero aún faltarán 40 kilómetros y muchas cotas duras, motivo por el que es temprano para las acciones decisivas. En ese punto, los equipos con superioridad tendrán ventaja para cazar pero también para atacar, y los conjuntos más fuertes son Tinkoff, Etixx y Sky.

En 2012 Cancellara saltó a 12km de la conclusión, en una rampa muy empinada y con tierra donde apenas coronó con 2 segundos de ventaja, a la postre suficientes, porque no lo pudieron neutralizar. En 2013 Moser atacó a 17.5km y sacó provecho de tener como compañero a Sagan y a que el grupo restante era reducido y nunca se puso de acuerdo. En 2014, Sagan y Kwiatkowski se lanzaron desde más lejos, a 22km del cierre y el polaco se impuso con decisión.

Moser será de la partida con el Cannondale-Garmin y parece encaminado nuevamente luego de algunas buenas actuaciones en el arranque de 2015. A su lado estarán Haas y Hesjedal para auxiliarlo, pero vemos difícil que repita, ya que además tuvo algo de suerte en 2013.

Southeast apostará a Finetto, Ponzi y Favilli. Finetto estaba desolado en 2014 luego de la Strade porque se había equivocado al ingresar mal posicionado al sector 6 y quiere revancha, pero hasta ahora no ha estado fino. Su pasado como biker es una ventaja, pero ni él ni los italianos en general tienen un buen récord aquí y no es una buena señal.

No nos olvidamos de él: ¡el campeón italiano estará presente!. Vincenzo Nibali no suele acudir a esta cita y como antecedente hay que mencionar su 15° lugar de 2012. Con sus metas más adelante en el curso, no es probable que gane. Astana tiene que apoyar a Lars Boom, un ciclista muy técnico que, por contrapartida, no correr desde Qatar.

Estamos interesados en ver qué puede hacer Sep Vanmarcke, que no pudo compeltar el recorrido en 2013. Si corre motivado y a tope es un hombre muy peligroso.

Nos falta hablar del final, con rampas al 16%. Con semejante escenario es una pena que todo esté sellado desde antes como pasó en año recientes. Quizás esta edición sea diferente, como en 2011, cuando Gilbert se impuso en un sprint reducido cuesta arriba,

Predicción

Como es habitual, los sectores 6 y 7 destrozarán el pelotón. De allí en más quedarán unas 25 unidades que se batirán hasta que se produzca la acción clave, a 25 kilómetros de la llegada. Los sectores 9 y 10 tienen rampas del 15%, perfectas para ataques, pero la verdad, el salto definitorio puede darse en cualquier parte dentro de los 25 kilómetros citados. Etixx va a tener varias representantes allí y creemos que Stybar atacará. Sólo unos pocos podrán y querrán seguirlo: Peter Kennaugh,que ama probar de lejos es uno de ellos. ¿Qué harán Sagan y Cancellara? En años pasado se han anulado mutuamente y perdieron los dos, pero en esta ocasión vemos al de Tinkoff en acción. En ese contexto vamos a optar por un miembro de Etixx y, entre ellos, a Stybar. El checo estuvo sobrado en Omloop y KBK, está en forma y estas rutas son perfectas para él.

David Hunter

¿Te gusta lo que hacemos? Síguenos en facebook https://www.facebook.com/CiclismoInternacionalLatinoamerica?fref=ts … o Twitter @CiclismoInter

Copyright © 2015 Ciclismo Internacional. All Rights Reserved