Amstel Gold Race motivó a Dumoulin a regresar: “Allí me di cuenta que el ciclismo profesional era un mundo genial”

Por @amatiz12

En algo menos de 20 días se producirá en el Tour de Suiza uno de los momentos más destacables de la temporada 2021: El regreso de Tom Dumoulin. El neerlandés, quien a final de enero decidió hacer una pausa en la práctica profesional, entregó por primera ocasión detalles sobre ese periodo de tiempo fuera de la bici y lo que lo motivó a volver a competir.

“En los últimos años había perdido un poco la pasión por lo que me gustaba y quería. Pasaron muchas cosas. La vida de un deportista de élite avanza a toda velocidad y eso me apretó de tal manera que estaba mal físicamente y muy cansado. No rodaba bien y no disfrutaba sobre la bici, por eso paré”, explicó Dumoulin quien especialmente en el pasado curso tuvo que vivir con una compleja situación deportiva al tener que pasar de un jefe de filas a lugarteniente de otros, principalmente de Primoz Roglic.

Detalló su retiro parcial describiendo las actividades que hizo. “Descansé mucho. Paseaba con el perro, cuidaba el jardín y también salía a andar con más gente. Al principio no cogí la bici pero unas semanas después volví a tener ganas y poco a poco la cogí con más frecuencia”, acotó el rutero de 30 años.

La primera oportunidad en la que se vio al corredor de Jumbo-Visma conectado con el ciclismo tras su sorprendente decisión fue en la Amstel Gold Race, que le hizo vivir de nuevo la sensación del profesionalismo unido con la bicicleta. “El gusanillo volvió a picarme de nuevo allí. Me sentí genial y me di cuenta de que el ciclismo profesional era un mundo genial. Unos días después de la Amstel Gold Race hablé con Richard Plugge y le dije que tenía los Juegos Olímpicos como gran objetivo”, reveló Tom quien desde ese momento dilucidó más seriamente su retorno a la acción.

El siguiente paso fue contactarse con el seleccionador neerlandés Koos Moerenhout. “Me dijo que la puerta seguía abierta pero que se acercaba el momento de hacer el equipo. Y eso hizo que me tomara en serio mi regreso, quería hacerlo. Aún me gusta rodar en bici, voy rápido y he estado pensando en los Juegos durante cinco años. Eso me convenció para volver y tras hablarlo con Richard Plugge, Merijn Zeeman y Mathieu Heijboer, lo decidimos rápidamente”, apuntó Dumoulin quien hace poco fue confirmado por el combinado nacional para la prueba olímpica. Allí en Tokio, el de Maastricht será la baza para la modalidad de contrarreloj y una de las principales referencias en la ruta.

Lo principal es que de regreso en carretera, el vencedor del Giro 2017 ratifique esa alegría que siente que ha venido recuperando. Es un eximio pedalista, muy polivalente y querido por la afición. Sería agradable que retome esa gran versión y vuelva a cautivar como lo venía haciendo, ya que es de esos pocos ciclistas que por su talento, le agregan ese toque picante a las carreras de prestigio.

Alejandro Matiz 

¿Te gusta lo que hacemos? Seguínos en Instagram y Twitter

Súmate en Facebook: Ciclismo Internacional

Copyright © 2012-2021 Ciclismo Internacional. All Rights Reserved

Deja un comentario

close
Facebook IconTwitter IconMi BlogMi Blog
A %d blogueros les gusta esto: