Análisis: Corredores obligados a mejorar en 2021 (II)

Por @pmpalermo

Luego de la primera entrega, toca seguir evaluando el desempeño de algunos ciclistas que necesitan recuperar su nivel. No hay que olvidar el contexto de cada uno, es decir, que en algunos casos su bajón fue por enfermedades o lesiones. Pero también, que muchos de estos atletas son top y se les exige en concordancia a lo que se sabe pueden dar o para lo que fueron fichados.

Fabio Aru: ¿Dónde quedó el corredor que ganó una grande y fue podio en otras durante un par de temporadas consecutivas? El italiano es un alma en pena y hasta se ofrece él mismo a los equipos para poder continuar. Seguramente recale en una formación secundaria, desde la que tendrá que reconstruir su carrera. Es real que el sardo tuvo múltiples problemas físicos, pero luego contó con apoyo de UAE y calendario para retomar el camino del éxito y no estuvo a la altura, sucumbiendo ante la presión. Su caso es una incógnita, pero por tratarse de un pedalista todavía “joven” merced a sus 30 años, que en 2019 fue 14to en un Tour, es posible que salve los papeles y pueda cerrar su trayectoria como se esperaba de él.

Vincenzo Nibali: Sin ser malo, su 2020 no cumplió las expectativas. Mucho se habló recientemente de él, en gran medida por declaraciones en las que afirmó haber registrado números a la par de sus mejores años. Sin embargo, eso no le alcanzó para pelear el Giro, donde una nueva generación lo arrasó. Nibali es un ciclista que merece mucho respeto, pero se antoja difícil pensar que vuelva a pelear una grande. A su edad se va hacia abajo, no se mejora, y aún corrigiendo errores que dice haber cometido, no luce capaz de igualar los vatios de la camada que ahora reina en el pelotón. Eso sí, en su último año de contrato y cerca del ocaso de su carrera, sería bueno verlo brindar una mejor imagen que la deslucida sombra que fue en la Corsa Rosa. En el término literal de la palabra, Vincenzo no está “obligado” a nada, ya se ganó un hueco en el Olimpo de este deporte, pero por ser ultra competitivo, entonces sí que tiene que volver por sus fueros. Quizás pueda deleitarnos con sus prestaciones en clásicas y carreras de un día, donde se exhibió más de una vez puesto que no se guarda nada como sí en rondas por etapas.

Nairo Quintana: Otro que no está obligado a nada ya, salvo que hablemos del Tour de Francia, única cuenta pendiente en la trayectoria del colombiano. La cuestión es que Nairo voló en la primera parte de 2020 y despertó muchas ilusiones de cara a la Grande Boucle, carrera para la que lo fichó realmente el Arkéa. Allí las cosas no salieron bien, principalmente, por las caídas. Y como explicamos varias veces, una vez puede ser mala fortuna, pero cuatro no. Quintana viajaba recurrentemente mal posicionado en el lote, responsabilidad de su escuadra, que debió mantenerlo en la parte delantera del grupo. Entonces, si bien Nairo necesita volver a ser en lo que al Tour refiere, dependerá mucho de cómo lo arropen. Una campaña como la que dijo adiós, con un mejor cierre en la principal competencia del calendario, cambiará la imagen con la que el boyacense bajó la persiana a este curso.


Análisis: Corredores obligados a mejorar en 2021 (I)


Tom Dumoulin: Una seria lesión lo sacó de casi todo el 2019 y luego demoró en volver a competir por una enfermedad y la cuarentena. Bastante bien lo hizo considerando su inactividad, pero tomando como punto de partida que aún está en plenitud y que la última vez que estuvo sano (2018) fue subcampeón en Giro y Tour, se espera mucho más de él. Cambió de escuadra y en Jumbo la competición interna es feroz, con lo que la presión será mayor. Tiene capacidad para volver a lo más alto, aunque 2021 puede ser una campaña clave en su porvenir, porque si no cumple, Roglic, Kuss, Kruijswijk, Oomen y compañía ocuparán sus zapatos.

Chris Froome: Si hay alguien que ya no tiene nada que demostrar es el “keniata”. Sin embargo, él  mismo insiste en que todavía le queda algún cartucho, creando más expectativa y obligación. Encima fichó para ser cabeza de cartel en Israel, movida redituable en lo económico pero que puede dejarlo más expuesto que nunca. 2020 fue como avisamos desde esta redacción, es decir, una sombra de su mejor versión. Y no hay que olvidar que, en el momento de su accidente en 2019, todavía no había rendido como debía un capo de INEOS (Sky en ese momento). Considerando que ya venía en declive, es difícil pensar que pueda dar vuelta la historia. A su favor, completó una gran vuelta y eso puede impulsarlo físicamente.

Iván Sosa: El escalador colombiano llegó a INEOS rodeado de muchas esperanzas por sus prestaciones en Androni. Él mismo aceptó no haber estado al nivel requerido, especialmente cuando tuvo que trabajar para Richard Carapaz en la Vuelta. Sosa es un ciclista top y si realmente se sobreentrenó como cree, entonces volverá a su nivel en 2021. Lo que hizo en cursos previos es evidencia del potencial que posee y eso mismo es lo que tiene que ofrecer a los británicos. Es muy joven, tiene muchísimo margen de mejora y está en la mejor formación del pelotón, con lo que es muy posible que vuelva a ser. Eso sí, si por alguna razón no lo consigue, entonces la presión empezará a ser mucha porque se trata de uno de los corredores que más impresionó en cursos precedentes.

Pablo Martín Palermo

¿Te gusta lo que hacemos? seguínos en Instagram y Twitter

Sumate en facebook: Ciclismo Internacional

Copyright © 2012-2020 Ciclismo Internacional. All Rights Reserved

8 pensamientos sobre “Análisis: Corredores obligados a mejorar en 2021 (II)

  1. Sin duda alguna todos los citados en este artículo tienen que mejorar y mucho, creo que en este particular se pudiera hacer varios artículos pero hay que centrarse en los cabezas de equipos y los súper gregarios que están llamados a ser importantes para sus líderes

  2. Dumo pareciera que no solo es físico el impedimento para volver a su nivel, si no que parece que no quisiera. En el TDF, se retiró de la disputa pronto y aun así se jalo una muy buena crono al final y en VE la impresión fue de ir a menos.

  3. Quintana, le falta equipo, es un escalador extraordinario es mas si vuelve a estar bien después de la operación es él único que puede sacar ventaja en montaña, ya sabemos de sus limitaciones en crono, por ende difícilmente pueda ganar una grande, pero en cuanto a escalada no lo Iguala nadie.

    1. Llevamos escuchando casi una década que a Quintana le falta equipo. Definitivamente es el James del ciclismo, todos están mal menos el.

      1. En Movistar no le faltó equipo. Eso fue un lugar común muy conveniente para justificar algunos fallos del propio corredor. Que pudieron hacerlo mejor en determinada situaciones, es verdad. Pero, por marcar una diferencia con Arkéa, Quintana no iba mal ubicado en el pelotón como le pasa ahora. Sólo en casos puntuales y aprendió rápidamente.

  4. Excelente análisis.
    Una pregunta, wilko Kelderman pasó al Jumbo Visma? Veo que lo menciona así y en el artículo anterior referente a esté mismo análisis también.

  5. No estoy de acuerdo con incluir a Nairo en este listado, finalmente su desempeño de principio de año, como se menciona en el artículo, fue bueno, en mi opinión salva el año para el y un equipo de segunda línea como el Arkea(sí, ganó vueltas menores pero ganó al fin y al cabo- los demás del listado fueron entes y naufragaron totalmente, ni ganaron la vuelta al barrio- y si no se llevó la Paris Niza fue por la caída aquella). Que su equipo espere grandes actuaciones de el en el Tour, es otra cosa, pero si el estuviera convencido de eso, de correr poniendo todos los huevos en una canasta, pues no hubiese empezado el año como lo hizo. Eso sí, el 2021 será diferente pues con operación de por medio la forma de pronto demora.

Deja un comentario

close
Facebook IconTwitter IconMi BlogMi Blog
A %d blogueros les gusta esto: