Análisis: Froome no tiene la culpa

Por @pmpalermo

El Tour de France 2016 es historia, o lo será en unas horas cuando el pelotón llegue a París. Pero con la general sellada y a falta del paseo triunfal de Chris Froome por los Campos Elíseos, ya se pueden analizar los motivos que catapultaron al de Sky a lo más alto del podio o a que esta sea una de las ediciones más pobres de la historia del evento.a espaldas

Inicialmente, se puede hablar de una preparación y estrategia perfectas por parte del ‘keniata’ y los suyos, o de su instinto de campeón para marcar tendencia en terrenos adversos como el plano o los descensos, pero también es obligatorio marcar lo poco competitivo que fueron los contrincantes.

Básicamente, se trató de un Tour sin equivalencias, en el que Sky dominó gracias a un plan impecablemente diseñado que nadie tuvo el arrojo, inteligencia o piernas para desestabilizar, permitiendo una suerte de paseo de tres semanas hacia el tricampeonato.

A modo de ejemplo, los únicos momentos de zozobra del campeón del evento se vivieron en la 19° jornada, cuando se fue al suelo en una bajada tan compleja y resbaladiza que se cargó al propio Vincenzo Nibali, experto en ese terreno. Reincorporado sobre la bici de Thomas y lastimado, Froome escaló todo un puerto de 1° categoría como el Mont Blanc y cedió apenas 10 segundos en el arribo sin que nadie pudiera o quisiera agredirlo.

Con el triplete en el bolsillo, camino del Olimpo ciclista y con varios años más al máximo nivel para solidificar una dinastía, el de Sky mira a todos desde arriba y, como nunca antes, puede vanagloriarse de haber atravesado las tres semanas sin que su liderato fuera puesto en entredicho, dándose el lujo de contar con menos suerte que otras ocasiones, porque no hay que olvidar el incidente del Ventoux o la mencionada caída del viernes.

Froome ya saborea su 3° amarillo, sueño que se creía de otro y quedó para él, humilde en su grandeza, respaldada en 44 jornadas portando el preciado maillot… y contando.

El miedo del resto

Cuando la Grande Boucle finalizaba su primera semana cayeron las caretas y se marcó tendencia respecto a lo que vendría: un Froome con ánimos de ganar y un lote que salió a no perder. Fue entonces que, mientras el de Nairobi sacaba algunos segundos en el descenso y el llano, sus oponentes sólo hablaban de la 3° semana, como si todo el resto no existiera.

Pero fue justamente en el tramo intermedio del Tour -para varios zona de tránsito- donde el pupilo de Brailsford enterró las pocas ambiciones de sus contrincantes, que nada pudieron hacer en el Ventoux y mucho menos en la crono larga para impedir el mazazo del omnipotente puntero.

Así, ingresaron a los esperados Alpes a unos 2 minutos como mínimo, situación que, sumada a las declaraciones generales, hacían presagiar una lluvia de ataques contra el Sky. Lamentablemente, eso nunca sucedió y lo único que hubo fueron excusas de todo tipo y color.

Circunstancias ciertas en muchos casos, pero poco válidas o dignas según la talla de los protagonistas. Mientras los principales ocupantes del top 10 y sus directores pujaban por idear el mejor atenuante a su fracaso, Froome seguía enfocado en lo suyo y ganaba la prueba.

Uno de los puntos más a remarcar para explicar el título del “keniata” fue la supremacía de su escuadra, lo cual es en parte cierto, como también lo es que nadie trató de aislarlo desde lejos para que el líder no contara con su tren cargado de vatios a la hora de la verdad.froome nairo

Una muestra del ritmo al que se rodó en la mayoría de los parciales llega de la cantidad de abandonos, apenas 23, de los cuales tres fueron voluntarios y de cara a los JJ.OO. El hecho de que se llegue a París con el pelotón más nutrido de la historia habla a las claras de su mediocridad.

Lo mismo que la diferencia entre el campeón y el 10° clasificado. Los 7:11 que separaron a Froome de Kreuziger ya son el margen más estrecho entre los citados puestos, aunque el de Sky pudo haber incrementado su ventaja a gusto, lo cual no es un dato menor ya que distanció al 2° en 4:05.

Lo que sí habla de paridad o mesura, son los 3 minutos que aglutinaron a los nueve ocupantes restantes de la decena de avanzada, muchos de los cuales, optaron por no moverse y preservar su mejor logro histórico a buscar más y, quizás, perder lo ganado.

Uno por uno

El primero bajo la lupa es Romain Bardet, escolta gracias a su valentía, que enseñó en cuentagotas y en el momento preciso. Su maniobra en la bajada previa al Mont Blanc y la posterior ascensión a éste, le valió el cajón, pero tampoco fue un dechado de virtudes y su mérito fue la regularidad, coronada con algo más de decisión que todo el resto.

Bardet alcanzó el máximo logro de su trayectoria por ser menos conservador que sus colegas y podrá disfrutar un año de la foto en el podio. Sin embargo, lejos está de ser candidato serio al título compitiendo así.

Distinto el caso de Nairo Quintana, favorito de muchos en la previa –incluidos nosotros– que fracasó malamente, por más que en su patria se quiera ver el vaso medio lleno enumerando estadísticas vacías. Sí, es cierto que acabó en el podio, pero el colombiano llegó para ganar la competencia y jamás estuvo cerca, penando de principio a fin en su terreno.

En el cierre del Tour maquilló el 3° lugar alegando una enfermedad, pero a nadie escapa que jamás en las tres semanas lució como un campeón. Se dejó dominar por Froome en el llano y los descensos, viajando siempre a rueda, y luego regaló situaciones como la de Arcalís, donde no hubo alergia pero tampoco piernas.

Para algún desmemoriado, aquella fue la única trepada en la que el líder de Sky quedó aislado, sin una rueda amiga que seguir. Además, el tunjano tenía la lluvia y a dos gregarios por delante, pero optó por ingresar a rueda, marcando a los más ofensivos Martin, Porte y Froome.

Que cada uno saque sus conclusiones, pero nadie se escudó en su juventud para justificar la derrota en 2015, cuando parecía llevarse a todos por delante y poco le faltó para someter al británico. El ciclismo no es lineal y no debe tomarse en cuenta el calendario solamente, sino la progresión de cada organismo, y el de Nairo está listo para vencer, aunque no su cabeza.

Si no crece en su mentalidad y sigue siendo conservador y sumiso, no habrá modo de batir a su bestia negra -nunca más literal- y tres veces verdugo, Chris Froome. Sin Contador, sólo él tenía el potencial para hacer daño a su enemigo principal y se le exige o critica en consecuencia.

Finalmente, respecto a su forma, es bueno repasar la preparación, prácticamente calcada en comparación con la del curso anterior, con la misma puesta a punto en Route du Sud y un desenlace similar en julio:

*2016: San Luis, Nacionales, Catalunya, GP Indurain, País Vasco, Romandía, Route: 33 días de competición

*2015: San Luis, Nacionales, Tirreno, Dwars , E3, GP Indurain, Pais Vasco, Flecha, Lieja, Romandía, Route: 36 días

Con diferentes matices de una temporada a la otra pero, a idéntica planificación igual resultado. Evidencia adicional de que era el campeón defensor quien tenía mayor margen de maniobra.

Adam Yates culminó 4° un año después de su estreno en la cita francesa (fue 50°), motivo por el que debe estar entre los más felices del lote. Con eso en vista desde que apareció en el podio, era de esperar que se defendiera y no era responsable de mover el top 10.

Mejor joven de esta edición, el futuro se le presenta brillante, especialmente por su poca experiencia y la falta de equipo. El de Orica, siempre solo en los puertos, hizo más o casi lo mismo, que otros con múltiples gregarios y más recursos.

¡’Chapeau’ para Bauke Mollema y Fabio Aru! El primero llegó a ser 2° de la general gracias a sus generosos esfuerzos, un ataque en el Ventoux y una crono monstruosa.

Lamentablemente, pagó los esfuerzos y se hundió (la caída de la 19° jornada lo mermó aún más), pero lo hizo luchando, incluso en la etapa 20. Allí, pasó de quedar cortado a aventajar a los gallos durante un rato, puesto que se reincorporó debido al patético ritmo del pelotón en Joux Plane y luego lo atacó, intentando recuperar posiciones.

Situación similar pero con más atenuantes la de Aru, debutante en el Tour que, con menos piernas que sus gregarios, probó algo distinto y perdió todo en el último puerto, cuando se apajaró y cayó del 6° al 13° lugar.

Los más pragmáticos dirán que fue un error, pero del mismo modo el italiano se hizo con parciales en Giro y Vuelta, podios en la general de esos eventos y hasta un título. El Tour 2016 será recordado por el dominio Sky y la alternativa que intentó darle Astana.

Richie Porte fue, detrás del campeón y Poels, el hombre más fuerte de la competencia en las montañas. El aussie tuvo también ambición y, si no acabó en el cajón, fue por la mala fortuna y las impericias de su escuadra, que lo dejó tirado en la 2° etapa (perdió casi 2 minutos) y falló en otras ocasiones.

El de BMC se confirmó como un hombre Tour y volverá el año próximo con más confianza, un buen grupo de gregarios y la capitanía absoluta, ahora que Van Garderen ratificó todo lo opuesto que su compañero.

Del resto de los ocupantes del top 10, ninguno tuvo opciones reales de podio, salvo por Alejandro Valverde. Aquí entraremos en el terreno de la conjetura, pero el murciano lució mucho más entero que su capitán durante toda la carrera y, en un Tour con estas equivalencias, dejó la sensación de que pudo haber logrado más.

Yoan Valat / EFE
Yoan Valat / EFE

Pese a ello, cumplió su palabra, trabajó para su capitán aún viendo la debacle de éste y, por si alguien tenía dudas, confirmó la clase que atesora en las piernas. Pocos en el mundo pueden rendir como él lo hizo tras haber disputado el Giro.

Allí quedará para quien quiera discutirla, la táctica de Unzué, que tuvo a mano dos alternativas mejores que las que tomó: la primera hubiera sido llevar al “Bala” en plan gregario, como Nibali, para tenerlo a tope en la semana conclusiva. La segunda, ya que le pidieron que no perdiera tiempo, debió haber sido darle vía libre cuando Nairo se enfermó y no quemarlo tirando de un capo que no atacaría.

Louis Meintjes (8°) nunca trastabilló, corrió como un veterano y dio más de lo que se esperaba de él, manteniendo la progresión que lo llevó a ser 10° en la Vuelta. Dan Martin (9°), muy agresivo en busca de una etapa, hizo buenas las previsiones de su director, quien afirmó que el irlandés tenía las “mejores piernas de su carrera”. Para un pedalista hecho para las Ardenas, este galardón es un triunfo.

Joaquim Rodríguez (7°), que anunció su retiro, honró la competencia y movió ficha en los Alpes y hasta el final. Sus ganas le valieron un hueco en la decena de avanzada y poco le faltó para levantar los brazos en Mont Blanc.

Por último, Roman Kreuziger, a quien muchos quisieron atar a una causa perdida desde el comienzo del evento. ¿Qué hubiera sido de Tinkoff y el checo en la general si éste se quedaba esperando al maltrecho Alberto Contador en el Macizo Central? Sin grandes demostraciones, se coló en la escapada del día en la 20° fracción y llegó a ser podio virtual, para luego cerrar su actuación en el prestigioso y anhelado top 10.

Conclusiones

En definitiva, sólo un ciclista corrió para ser campeón y lo logró. Froome sacó tiempo cuando pudo, jamás habló de la 3° semana y utilizó todos sus recursos en pos de un objetivo. Los hechos le dan la razón hasta en lo temprano de sus ataques, porque afrontó con calma la adversidad durante los Alpes y será coronado en París.Froome acelera

Cuando se profesa un ciclismo científico, sólo los imprevistos pueden afectarlo, y la lluvia fue el máximo oponente del “Rey”. Mal por los rivales en no probar antes, con o sin equipo, porque sólo quienes arriesgan encuentran premio.

Y ya que lo mencionamos, la fortaleza de la escuadra es un pretexto y allí están los casos de Yates (4°) o del propio Esteban Chaves en el Giro. Los dos estuvieron casi solos en las montañas y alcanzaron resultados sorprendentes merced a sus prestaciones individuales.

El caso de Movistar es el más importante y criticable, porque si bien los números los avalan, las tácticas y sensaciones dejan mucho que desear: etapa de Izagirre, podio de Nairo y general por equipos. Excelente para los patrocinadores, pero poco para ingresar a ningún libro de historia.

La ambición, el coraje o el instinto asesino no se entrenan y Froome fue el único que los ostentó, justificando largamente las razones de su exhibición ante un pelotón mediocre, entregado y conformista.

En conclusión, el británico no tiene la culpa de la miseria ajena, ha batido a todos en sus tres campeonatos, modificó los errores de preparación que lo hicieron flaquear en la última semana de los Tours de antaño y no pasó ningún apuro, bien resguardado por un equipo que compitió como tal y se exprimió íntegramente por su jefe.

Ante una supremacía tan apabullante, en el pico de su trayectoria y con un grupo de contemporáneos muy inferior, no es ilógico pensar en varios años más de hegemonía por parte del “africano”, encaminado a igualar o superar los récords de sus más afamados predecesores.

SECCIÓN TOUR DE FRANCE

Pablo Martín Palermo

¿Te gusta lo que hacemos? seguínos en @CiclismoInter

Sumate en facebook: Ciclismo Internacional

Copyright © 2016 Ciclismo Internacional. All Rights Reserved

33 pensamientos sobre “Análisis: Froome no tiene la culpa

  1. CAMPEÓN ES CAMPEÓN… NAIRO NO PUDO. .Y PUNTO . ALERGIAS DEL HENO NO SE CURAN. SON ENDÉMICAS Y CADA PRIMAVERA O VERANO SECO NORESMIFERICO ESTARÁ EN EL AIRE Y ATMÓSFERA. QUINTANA QUINTANITA TU ERES UN HÉROE. GANA GIRO O VUELTA Y TOUR ROGUEMOS POR LLUVIAS ,HURRA HURRA, HURRA

  2. Campeon merecido, ojala Nairo puede ganar el proximo año el tour, y halla mucho mas espectaculo que este año. Si cuando muchos creian que tras 2 podio ya Nairo habia adquirido experiencia, no me quiero ni imaginar 3. Ojala tanto el y su equipo se den cuenta de que no pueden depender de la 3era semana. Haya aprendido muchisimo de este y tour y que ataque si quiere ser campeon, aunque para eso tiene que tener piernas, y ojala se prepare muy bien.

  3. Creo que en este analisis si me.encuentro en profundo desacuerdo con el autor del articulo y expondre las razones:
    1 desde la primera salida en alto en andorra se vio que a nairo quintana le estaban faltando piernas y era un suicidio como inevitablemente se termino viendo en mount ventoux una estrategia al ataque. En donde el movistar acelero y quintana quedo apajarado, si esto era asi que objeto tenia seguir develando debilidades y correr al ataque.
    2. Aru y el astana son un ejemplo de lo que no se debe hacer en el ciclismo tenzar de un peloton al punto de destrozar a su capitan como ya habia sucedido en el giro del año pasado con aru denota falta de conocimiento de su capitan y a lo que lleva es al hundimiento del mismo; un ejemplo de lo que se debe hacer es lo que chris froome hizo por wiggins en 2012 para su capitan de filas.
    3. Coincido con el.autor en que el tour lo gano el mejor con el.mejor equipo con una gran estrategia y con innovación; corrigiendo errores como su deficiencia en los descensos, ganando un buen tiempo en contrareloj y cronoescalada, con un equipo enfocado. Y practicaron un ciclismo control perfecto; preocupo que los gregarios de montaña de los aspirantes a la general no lo pudieran seguir lo cual habla que no fue del todo tranquilo.
    3. No coincido con la apreciacion respecto al movistar, al contrario de lo que piensa el autor en la historia quedan los resultados y de este tour se dira que el movistar puso un corredor en el.podium gano una etapa y se llevo el triunfo por equipos la historia es resultadista y poco romantica. Todo el mundo recuerda los 5 tours de indurain pero nadie habla de su falta de panache; y asi siempre pasara ademas creo que con un equipo en inferioridad de condiciones como el movistarcomo salto a la vista en todo el tour y un capo tocado; no daba para mas tour ni el capo ni el equipo.
    4. En cuanto a nairo quintana la historia dira que es el unico latinoamericano que a dia de hoy ha firmado tres podium en un tour, conservador o no. Para denotar el tenor del asunto basta con oir a purito rodriguez envidiar muy seguramente en buena forma el palmares del tour de quintana cuando dice que si a la edad de el le ofrecieran ese palmares lo firmaría sin duda.

    1. Totalmente de acuerdo con todo el comentario. Habría que medirse en el comentario, pensando que sea o no del gusto de muchos, el equipo que le da de comer a Nairo es el moviestar les guste o no la forma de correr. Hay que afinar el punto fisico ideal nuevamente y veremos nuevamente a Nairo brillar. Por otra parte loable lo de este Tour hecho por Nairo, enfermo y todo hacer podium es un espectáculo así a Pablo le parezca poco.

  4. cuando Froome se retire o esté en el ocaso de su carrera recién quintana podrá ganar el tour, pero hasta aquí Froome cada vez mejora más y quintana todo lo contrario

  5. Nairo Quintana por algún motivo no estuvo en su nivel que nos tenía acostumbrados; Alberto Contador no lo acompañó la suerte y las caídas lo llevaron al retiro entonces las cosas se le facilitaron a Froome y ganó el tour 2016. Eso fue lo que pasó señor Palermo!!!!!.

  6. En mi humilde opinión el tour solo fue una constante de Sky dominando y el resto esperando los sobrados, yo me la pase casi todo el tour esperando el ‘fulminante’ ataque de Nairo que nunca llegó, o de pronto mañana si se anime.

  7. Como espectador, la verdad FLOJISIMO, muy flojo todo. Con carreras asi el futuro del ciclismo es totalmente incierto. Equipos muy fuertes otros muy flojos y atletas desgastadisimos hacen del deporte una carniceria que aburre y genera abulia al rato de verlo.
    No se si la solucion seria hacer mas corta la maraton o las etapas de menos kilometraje, al menos ahora no veo con tan malos ojos la reduccion de corredores de 9 a 8 si esto se mantiene, al menos a un lider fuerte menos gregarios y mas espectaculo ofensivo o personal.
    No voy a caerle a quintana, mal año, chau.
    Si al deporte en general, que teniendo un potencial interesante, cayo en el aburrimiento y la sin gracia importante

  8. Buena descripción de la pintura final. Pero disiento en que Nairo fue cobarde para atacar, tenía todas las intenciones del mundo para hacerlo, pero su condición física no se le permitió.
    En el ciclismo se gana con piernas y Quintana este año no las tuvo.

  9. Hay Palermo, escribir que estadísticas vacías con respecto los logros alcanzados por Nairo Quintana.
    Que descaro, que atropello a la razón.
    Froome gana, no hay disculpas. Pero catalogar de fracaso la actuación de Nairo?

    Todavía no se termina el Tour, mañana en una hipotética situación donde se presente una caída y se vean involucrados los dos primeros de la general, quedando por fuera del Tour dando la posibilidad a Nairo de quedar campeón entonces no será un fracaso su actuación?

    Si las estadísticas son vacías, y usted no se remite a ellas ¿por que estar de tercero es un fracaso?

    ¿Por que estar de primero no sería un fracaso?

    1. Este comentario deja entender que no tienes mucha idea de ciclismo:

      “Todavía no se termina el Tour, mañana en una hipotética situación donde se presente una caída y se vean involucrados los dos primeros de la general, quedando por fuera del Tour dando la posibilidad a Nairo de quedar campeón entonces no será un fracaso su actuación?”

      Esto ni si quiera se piensa. Además esto se soluciona en carrera… Seguro que si ocurre, entre los propios compañeros de equipo o incluso entre los otros del top10 los llevan hasta meta a que les den el ramo de flores con la clavícula rota si hace falta. Y el resto del pelotón irá al ritmo que marquen para que no se desvirtue la general. Ganar así sería de ruin y ni si quiera el propio Nairo lo querría, probablemente le daría vergüenza que su primer tour fuera así, por lesión.

      Sobre que es un fracaso: Si tu objetivo es claramente ser maillot amarillo y no lo consigues, pues es un fracaso. Si tienes que sacar una oposición y no consigues plaza, es un fracaso aunque hayas hecho una gran prueba.

      Este año de Quintana ha sido malo comparandolo con años anteriores y con la progresión que llevaba y ya está. A esperar al año que viene y a preparar la temporada de otra manera, porque se ve que Nairo lo tiene en las piernas.

    2. Todo debe ser tomado en un contexto. Si Froome o Quintana van a GANAR el Tour, todo lo que no sea ese objetivo, es un fracaso.
      Especialmente si no rinden al nivel esperado y del TALENTO que poseen en sus piernas.

      Quintana era el único en este pelotón con potencial para ser campeón, y no lució a la altura nunca, ni antes de decir que iba enfermo.

      Respecto a eso: mientras ningún médico o Movistar confirmen una enfermedad, son excusas. Y por algo no lo comunican.
      Por último, su pregunta sobre por qué ser primero no es un fracaso…creo que no merece respuesta.

      Como verá, pese a que ud tiene algo personal conmigo, le respondo cordialmente. Y le recuerdo: soy periodista, no tengo amor por Quintana, Froome o quien sea. Veo algo y lo escribo. Si en 2017 Froome corre mal, lo diré. A mi no me pagan patrocinadores colombianos como a otros periodistas que sólo lo alaban y, a la larga, le hacen un mal.
      Saludos

      1. Estimado Pablo felicitarte primero por tu trabajo y tu página que regala completa información de un deporte que poca relevancia tiene en sur América frente a otros deportes como el fútbol. Pero no tenemos que estar de acuerdo siempre con lo que escribes, simplemente son opiniones diferentes.
        No creo que sea nada personal y tampoco veo porque no responderle cordialmente al opinador. Saludos desde Colombia por ahora el país que mejores ciclistas regala a latino América.

        1. Andrés, estamos de acuerdo en todo, salvo que tu no sabes los mensajes que envía el señor en cuestión desde hace mucho. Si sigues este espacio, sabrás que se acepta con gusto el disenso, siempre que sea con respeto. Un abrazo

          1. Muy cierto tu comentario Pablo. Dije en la sexta etapa, -cuando Froome sorprendió en la bajada a Nairo, que estaba a su rueda!!!(?)- que el keniata ganaría su tercer tour. Obviamente los amigos colombianos me dijeron de todo y que lo único que podemos hablar los argentinos es de fútbol. Allá ellos, para comentar con justeza corresponde sacarse la camiseta. Los resultados están a la vista. Es más dije que ponían demasiadas expectativas en Quintana y despreciaban a otros compatriotas suyos que pueden hacerlo mejor. Chaves y Henao son dos realidades que muy pronto les darán satsifacciones. En fin, a no levantar termperatura que la vida es bella!!!

    1. M. PALERMO tus comentarios sobre Quintana tu que conoces muy BIEN de adentro el ciclismo lo comparto totalmente . Hubiéramos los latinoamericanos querido otra cosa de nario no se dio pero creo que no estaba bien físicamente .

  10. Sr. Gito Labina….si mientras llegan a Paris Ud. tiene la suerte de que un meteorito caiga sobre el peloton y mate a todos excepto a Nairo y este llegue a meta indemne habra logrado su objetivo y podra festejar el primer titulo de su connacional. Analisis como el suyo dan verguenza ajena. Agrego….lamentable la transmision de ESPN para latinoamerica…evidentemente Colombia pone mucho dinero en el cadena pues se la pasaron hablando del Sueno Amarillo y cuanta pavada mas se los ocurrio durante todo el Tour, jamas destacaron la actuacion de muchos ciclistas que animaron la carrera y todavia siguen tratando de instalar el hashtag @graciasnairo….penoso.
    Sr. Palermo, lo felicito por su excelente analisis y por su objetividad a la hora de escribir, eso es periodismo serio. Saludos!

    1. Hombre, nosotros los colombianos celebramos porque tenemos ciclistas figurando todos los días. Si no le gustan las campañas en redes sociales pues cancele sus cuentas y ya. Que este año no se pudo pues ya vendrá. Que no es con Nairo pues esperamos a Superman Lopez, a que no es Superman listo, esperamos a Egan Bernal y así sucesivamente. Por otra parte tratando de quedar bien con Palermo y si no estoy mal también ha colaborado con Espn en transmisiones ciclisticas. En fin…

  11. Empiezo diciendo que soy colombiano y gran admirador del ciclismo. Realmente todos ellos, inclusive el que llegó de último, están en un excelente estado físico y lo único que puedo hacer yo es envidiarlos.
    Habiendo dicho esto, considero que Nairo es un talento sobrenatural. Es un fenómeno. Es excelente, pero sin embargo no tuvo actitud combativa. Es probable que haya estado enfermo en la última semana, pero existieron 2 semanas antes. Froome en esas 2 semanas atacó en el plano, atacó bajando, atacó subiendo, mientras que Nairo se dedicó a esperar la famosa tercera semana.
    Espero que Nairo haya aprendido la lección, se revele ante Unzue y ataque alocadamente así se funda en la tercer semana. Esa es la emoción que los amantes de ciclismo queremos ver.

  12. Sólo diré esto, a ver si lo entienden y, por consiguiente, el contexto de las notas: Considero a Quintana el mejor o uno de los 3 mejores. Le exijo en consecuencia.
    El podio de Chaves sabió a gloria porque no es tan virtuoso como Quintana. Nairo, tiene para muchísimo más de lo que da.
    Todo lo demás, como que tengo algo personal, que no quiero a los colombianos, etc…son tonterías.
    Reitero. Le exijo a Nairo en consideración de su potencial

  13. gracias Pablo por la cobertura del tour, las notas, los análisis, las previas, todo. a mi me ayudaron a sobrellevar este tour que fue muy aburrido. yo también creo que sky y froome están un escalón arriba, se merece el título froome, fue el mejor. sky ha demostrado ser mucho mejor equipo, movistar gana la clsificación por equipos con el reglamento metiendo fugados.

    del resto, terminaron en trencito del 2 al 10 en tres minutos y ayer nadie atacó, ni yates estando a 20″ del podio, o nairo a 16″ de bardet. yo también esperaba más de nairo, lo vi peor que el año pasado. a movistar en general lo vi peor. excepto valverde, que con el giro en las piernas tuvo otra preparación.

    del resto me gustaron sagan, le pone condimento a esas etapas tediosas de las 1er y 2da semana; dumolin, muy buenas cronos y la etapa de andorra; y la 3er semana de pantano, una fiera en las escapadas.

  14. Gracias Pablo por su trabajo de análisis del Tour, es muy expectante saber que escribe Palermo, antes y después de cada etapa. le felicito y animo a seguir adelante, la idea es que todos disfrutemos este espacio. Un comentario sobre esta columna para reflexionar: Fabio Aru, también es un flamante campeón de la Vuelta a España, no solo se le debe evaluar como debutante en el Tour, para magnificarle que intento probar, rememorale sus triunfos, sin resaltar como super fracaso quedar a mas de 18 minutos, contando con uno de los tres mejores y costosos equipos del mundo. Caso similar es Quintana , Campeón del Giro, a quien no le concedes credibilidad en su enfermedad, no le transmites una sola palabra de reconocimiento, de ánimo, que tal vez las necesite, pues para el tour 2017 solo faltan 11 meses, ni mencionas su tercer podio a los 26 años en tres presentaciones. Haz llamado valientes a Mollema, Yates, Bardet, pero aguantar , resistir, sufrir con afectación física también es de Valientes y aun quedar tercero en su versión mas baja, merece mención de reconocimiento, a tal punto que si Nairo no esta bien no hay espectáculo en el Tour, por eso no pudimos repetir la emoción de la penúltima etapa Alpe de Huez 2015, por que no hay otro que le de pelea a Froome en el pelotón Mundial, exceptuando a Porte. Si Nairo hubiera estado bien, hubiera atacado, pues estando mal en España 2015, sufrió , aguantó, se recuperó y quedo 4, con el tour a cuestas. Pablo nos encontraremos el la Vuelta, cordial saludo.

    1. Gilberto: Desde el momento en que uno es el mejor (o de los mejores) -Nairo- y el otro tiene largo trecho para alcanzar ese nivel -Aru- se les exige en consecuencia.

      Fuerte abrazo y gracias por tu comentario. Un placer escribir para gente así

  15. Coincido con Gilberto Argote en la valoraciòn/comparaciòn de Aru y Quintana. Por otra parte, entiendo que lo realizado en este Tour por Bardet ha sido muy pero muy bueno, por encima de las expectativas del propio corredor y su equipo y de casi toda la prensa especializada. Se le podìa exigir más ?…creo que no. En mi criterio, ha dejado sentado que, en lo que se respecta a las grandes vueltas de 3 semanas, representa a futuro para Francia una opciòn mucho más prometedora y confiable que Pinot, gran decepciòn. Saludos !

  16. Por ultimo quisiera agradecer el espacio para los que nos gusta el ciclismo como deporte y aficionados no solo el tour y las grandes vueltas sino las clasicas (que son mi debilidad) podamos opinar; en diversas ocasiones e estado en desacuerdo con los analisis de pablo martin palermo pero creo que con base en una comunicacion epistolar basada en las razones e podido expresarme con libertad sea este un buen momento para agradecer esto

    1. Gracias Andres. Siempre bienvenido a opinar. Si todos opináramos igual sería aburrido. Aprecio mucho sus críticas, porque nutren nuestros conocimientos y nos empujan al límite cada día. Saludos

Los comentarios están cerrados.

close
Facebook IconTwitter IconMi BlogMi Blog
A %d blogueros les gusta esto: