Conclusiones etapa 19-Tour de Francia 2014

Por @pmpalermo

*El Tour no termina hasta París: frase hecha como pocas, no por ello es menos cierta y hoy tuvimos una muestra de los motivos que llevan a todos en este ambiente a ser cautos hasta cruzar la meta en los Campos Elíseos. caidatdf

Con todas las clasificaciones definidas, la etapa 19 era intrascendente y así y todo, pudo haber terminado en una desgracia debido a una caída a 2800 metros de la meta en la que se vieron involucrados corredores como Romain Bardet, Peter Sagan, Leopold König o J.C Peraud.

Es decir que, tras haber sido luminarias destacadas durante las pasadas tres semanas, estuvieron a un paso del adiós en un punto olvidado dentro de los más de 3000 kilómetros trazados. Sin contar que, por ejemplo, Bardet quedó algo tocado y difícilmente rinda a su nivel sobre la cabra mañana.

 Por eso, el Tour no termina hasta que termina.

*Garmin salva el Tour: tras las salidas por caída de Andrew Talansky y Janier Acevedo, el equipo de Vaughters quedó librado a su suerte y casi no tuvieron presencia en la carrera pese a contar con otros buenos pedalistas.

Hoy, en la última chance posible para lograrlo, Slagter y Navardauskas dieron la cara por los de azul y se metieron dentro del selecto grupo de 9 formaciones que levantaron los brazos en la ronda gala 2014, salvando así su participación en la misma.

Para algunos esto no será relevante, pero si se toma en consideración que otras 13 escuadras se irán en blanco, la diana obtenida en Bergerac cobra más valor y sirve de aliciente para los norteamericanos, que venían a pelear la general y debieron conformarse con un solitario parcial.

*La maldición de Sagan: 5 veces podio, 10 veces en el top 10 y campeón de la clasificación por puntos con un margen abismal, el eslovaco tiene muchos motivos para sonreir, pero así y todo, no está contento.

Es que el de Cannondale no ha conseguido su etapa y difícilmente lo logre el domingo en un sprint masivo contra los grandes tanques y sus trenes controlando. Hoy, en un día que se antojaba propicio, volvió a padecer lo que a esta altura ya podría denominarse como una maldición, y se vio involucrado en la caída cerca de meta quedando, por supuesto, fuera de combate.

El Tour 2014 de Sagan entrará en los récords, por haber conseguido el tricampeonato en la batalla por la camiseta verde y por su enorme cantidad de “tiros en el palo” o arribos en la decena de privilegio, algo que sólo Sean Kelly superó en la Grande Bouclé, en dos ocasiones: 1982 y 1983.

*La suerte es un factor: en un Tour marcado por las caídas y enfermedades de los grandes nombres (Froome, Contador, Talansky, Costa, Cavendish..) una vez más queda a la vista que para ser campeón no todo depende de la forma física o el equipo.

Así vienen a la memoria los 7 Tours de Armstrong, quién pese a haber sido borrado del mapa, dejó varias enseñanzas al pelotón y una de ellas fue el modo en que debe manejarse un líder en competencia. Para los que no recuerden, el texano no sufrió un solo percance serio, ni siquiera una pinchadura, durante su extenso reinado. Lo mismo aplica, más acá en el tiempo, a Bradley Wiggins en 2012, Chris Froome en 2013 y Vincenzo Nibali en 2014.

Todos estos comparten el honor de ser campeones (Nibali en unas horas si no pasa nada raro) y de no haber padecido en lo absoluto en el camino a coronarse; hoy, el italiano volvió a esquivar la catástrofe por enésima ocasión, porque fueron varias jornadas en las que se vio al Tiburón hacer gala de sus recursos técnicos sobre la bici, reafirmando que además de hacer todo lo necesario para triunfar, la fortuna estuvo de su lado.

*Poco pero de calidad: ese podría ser el resumen del currículum de Ramunas Navardauskas, corredor lituano de perfil muy bajo, mucho talento y una puntería impresionante. ramunas

Es que no es casualidad que el poderoso rodador de Garmin acumule victorias de etapa en Giro (2013) y Tour, ademas de Tour de Romandía y campeonato Nacional contrarreloj, muestra evidente de su clase, que sale a relucir en las grandes citas contra los rivales más complicados.

Navardauskas salvó la participación de su escuadra en la ronda gala, haciendo bueno el esfuerzo y la planificación previa, puesto que reconoció luego que tenía marcado este final. Excelente victoria para el talentoso y joven (26) pupilo de Vaughters, quien ya puede ser catalogado como un especialista al que no pueden regalarle un metro.

Pablo Martín Palermo

¿Te gusta lo que hacemos?seguínos en  @CiclismoInter
                                           
close
Facebook IconTwitter IconMi BlogMi Blog
A %d blogueros les gusta esto: