Corredor de la semana

Por @pmpalermo

Hubo muy poco ciclismo esta semana. Apenas alguna que otra prueba de menor importancia en Francia o España, que sirvió para matizar la espera de cara al comienzo de las clásicas de las Ardenas, donde se vivió el primer capítulo del prestigioso tríptico con la disputa de la Amstel Gold Race.Cycling: 50th Amstel Gold Race 2015

Allí, tras más de seis horas de monotonía, con el pelotón transitando los hermosos y estrechos caminos holandeses, apareció el campeón mundial en todo su esplendor para quedarse con la victoria, ajustada pero merecidamente, por delante del incombustible Valverde y el sorprendente Matthews.

Semejantes rivales no hacen más que engrandecer la diana de Michal Kwiatkowski, el vencedor de la importante prueba y, por consiguiente, nuestro Corredor de la Semana. Es que el polaco, a diferencia de muchos otros, se ha transformado en un killer excepcional, rematando las acciones por delante de gente de contrastada capacidad y trayectoria en citas relevantes.

Kwiatkowski aprendió la lección hace un año, cuando se había mostrado todavía más fuerte, derrochando energía en ataques y persecuciones anticipadas, que no hicieron más que bajarlo del primer escalón del podio, al que igualmente subió en dos oportunidades (Flecha y Lieja).

En 2015, sin haberse revelado tan dominante como el curso previo, el dueño del maillot arcobaleno se preparó en silencio, pensando exclusivamente en esta semana en las Ardenas y en el Tour de Francia. Pues bien, todo indica que el trabajo fue perfecto y el joven atleta está pletórico, tal como se apreció en el soberbio sprint final.

Apenas victorioso en el prólogo de la París Niza, el de Etixx hizo caso omiso a la maldición del arcoíris y a alguna que otra crítica, esperó con sangre fría el momento preciso, casi como si no tuviera 24 años, y lo hizo de nuevo. Tal como en Ponferrada, cuando se alzó con el mundial.

Kwiatkowski es una bestia. Un corredor capaz de subir, bajar, rodar y embalar, abstrayéndose del contexto, en este caso, capaz de amilanar a ciclistas con un extenso periplo profesional. Porque no puede obviarse la historia, que marca que sólo los grandes tienen suceso en las Ardenas. Es más, el polaco es el cuarto corredor en 50 años que se impone en la Amstel vestido de arcoíris, uniéndose al selecto grupo que integraban Eddy Merckx, Jan Raas y Bernard Hinault.

Llamado a grandes gestas de cara a la próxima década, el novel “Kwiato” se hace cargo de las responsabilidades que sus virtudes conllevan, y ya atesora dos de las más relevantes competencias del ciclismo, como son el Mundial y, claro está, la Amstel, donde grandes monstruos de este deporte como Valverde o Purito Rodríguez no han logrado lo que al jovencito polaco le tomó apenas cuatro ediciones.

Para los amantes de los números, vale la pena recordar que el campeón de Etixx ya había avisado lo que vendría, puesto que acabó 4° en 2013 y 5° 2014 pese a cometer los mencionados errores de anticipación, propios de su inexperiencia.

Por todo esto, sin lugar a dudas, Michal Kwiatkowski es el corredor de la semana en ciclismointernacional.com, premio en el que será protagonista reiteradamente debido a su capacidad de brillar en el momento preciso, sin importar quién esté en frente.

Pablo Martín Palermo

¿Te gusta lo que hacemos? seguínos en @CiclismoInter

Sumate en facebook: Ciclismo Internacional

Copyright © 2015 Ciclismo Internacional. All Rights Reserved

close
Facebook IconTwitter IconMi BlogMi Blog
A %d blogueros les gusta esto: