Corredores a seguir en 2021 – Alex Kirsch

Por David Hunter

Alex Kirsch es un ciclista al que hemos seguido durante años. Luego de cuatro temporadas como pro continental, logró dar el salto al World Tour en 2019, con un contrato de tres años en Trek-Segafredo. Las dos últimas campañas tuvo una progresión importante, convirtiéndose en una de las piezas más valoradas dentro de la estructura. Es clave en los trenes de lanzamiento, y más aún en los bloques de clásicas. En este último apartado el equipo tiene muchas esperanzas, y los resultados empezaron a aparecer recientemente luego de un 2019 algo decepcionante.

Foto de Twitter @alexkirsch92

Sí, en 2019 no logramos los resultados y no me dí cuenta que yo igualmente estaba feliz por pertenecer a ese equipo, porque además rendí como esperaban de mí. Me dí cuenta que sucedían cosas que no eran positivas, pero al ser nuevo no dije nada y seguí órdenes. Luego, en 2020, percibí que todo iba a cambiar, la dinámica interna era distinta, la confianza estaba en el grupo y había mucho respeto. Ganar en Omloop con Jasper (Stuyven) fue un inicio inmejorable, y para nada una sorpresa”.

Trek-Segafredo ya piensa en 2021 con enormes expectativas, y lo hace porque dispone de Kirsch, Theuns, Simmons, Pedersen y Stuyven. ¡Muchísimo talento!

“Creo que debemos seguir trabajando como en 2020. No hay que dar nada por sentado ni tampoco empezar de cero nuevamente. Los objetivos deben ser claros para todos, correr duro e intentar ganar en las clásicas”.

Como mencionamos, cuando no está en el bloque para las clásicas, Alex da una mano en los sprints. En el año que dice adiós, Trek logró ser uno de los mejores bloques a la hora de lanzar sprinters, y nuestro invitado ocupó el rol de número 4 en ese extenso tren. Un ejemplo claro fue en el Tour de Polonia, donde Kirsch realizó una tarea espectacular para la victoria de Mads Pedersen.

Mi labor pasa por organizar y coordinar ese tren. A veces soy número 3, otras 4. Y es un trabajo con mucha responsabilidad en el que se requiere tener una mezcla de atributos por lo exigente desde lo físico y lo mental. Idealmente, me encargo de que Ryan Mullen nos posicione en los últimos kilómetros y luego yo decido la táctica para los últimos 1500 metros. El último hombre no debe pensar mucho, sólo tiene que ir volando y explotar. Claro, eso en un mundo ideal. En Polonia salió de maravillas, sin choques ni peleas, velocidad y potencia pura. Fue la única vez que un equipo dominó allí, y aunque el plan inicial era aparecer a último momento, decidimos controlar antes, a la antigua. Al día siguiente, muchos rivales nos felicitaron diciendo que no veían algo así desde los tiempos del HTC de Cavendish o el Lotto de Greipel”.

Curiosamente, el descubrimiento de Krisch como pieza fundamental en los embalajes fue obra de Theuns, no de los directores.

Para tener una trayectoria o lugar en el World Tour debes encontrar tu nicho en lo que mejor hagas. Ya sea ganando carreras o siendo gregario. Físicamente tengo un buen sprint, tengo capacidad para desarrollar bastante potencia durante 1-3 minutos y mucha técnica para maniobrar en el pelotón, con lo que reúno los requisitos para ser lanzador. Tuve la chance, el equipo creyó en mí y la aproveché. Fue en 2019, en el Binck Bank Tour, que Theuns confió en mi como último hombre y lo hicimos bien. Desde entonces, él convenció al resto y conseguí el trabajo”.

Pos supuesto que, cuando el tren es más corto, Alex cambia de rol. Por ejemplo, fue vital en el triunfo de Pedersen en el Binck Bank Tour, y allí fue número 2. Realmente, posee las cualidades para ocupar cualquier posición en el tren.

Es normal que no se pueda tener seis hombres para un tren de lanzamiento. Eso obliga a adaptarse y realmente soy bueno en eso. Mi posición ideal es de número 3, porque tienes más impacto coordinando. Otros compañeros son más explosivos para ser lanzadores, últimos hombres. Pero admito que me agradó serlo en el BBT, porque además demostré mi versatilidad”.

Por si no lo conocen, otro punto fuerte de Kirsch es el viento. Como casi todos los corredores de Trek…

No me gusta mucho la lluvia y el viento, pero descubrí que se disfruta más estar adelante haciendo daño al resto y no al revés. Adicionalmente, para ser lanzador hay que ser bueno en condiciones climáticas duras porque se requiere un rápido análisis de las situaciones”.

Por su trayectoria y características, Alex sólo participó en una grande pese a tener 28 años. Es sabido que participar en varias rondas de tres semanas es clave en el desarrollo físico, y nuestro amigo espera ansioso tener esa experiencia más seguido para mejorar su motor.

Espero participar más seguido en esas carreras hasta que me retire. Es claro que sólo hice una por mi extenso período como Pro Conti, pero tengo esperanzas de que eso cambie. Casi voy al Tour este año pero no logré el corte, y como las clásicas chocaban con el Giro y la Vuelta en el calendario post pandemia, no había chance de ir a otra. Siento que mejoré físicamente después de hacer la Vuelta el año pasado, así que anhelo repetir”.

Aún sin el castigo de las grandes encima, Kirsch progresó notablemente los últimos años.

“Estoy feliz con mi crecimiento. Considerando que fui fichado casi como relleno para la plantilla de 2019 y ahora soy capitán de ruta y gregario apreciado en clásicas y sprints, puedo darme por satisfecho. He crecido constantemente y creo que aún tengo margen de mejora, justamente porque no hice muchas grandes. Eso, sumado al aprendizaje, me hacen pensar en varios años más al máximo nivel. Soy más fuerte desde lo físico, pero también entiendo más todo y sé cuáles son mis fortalezas”.

Ocasionalmente, Alex recibe libertad para perseguir un resultado personal. Y es normal que le den los galones en la temida Le Samyn, dura carrera belga en la que el clima es tremendo. Allí suele estar en el top 10, aunque no pudo ganar nunca. Este año, nuestro invitado contó con Stuyven de gregario allí, una recompensa por sus servicios previos. Lamentablemente, tras múltiples intentos, debió conformarse con el 7mo puesto.

No hay muchas carreras en las que tenga opciones reales con mis características. Deben ser pruebas duras en las que los sprinters queden cortados, pero que el trazado tampoco sea tan exigente como que yo no logre resistir. Entonces, las semi clásicas belgas son ideales. Valoré muchísimo que Stuyven trabajara para mí ese día, un agradecimiento por lo que normalmente yo hago por él. Me dio pena no ganar, pero recordaré siempre eso”.

Krisch también estuvo cerca de celebrar en el nacional de Luxemburgo, donde ya fue segundo tres veces.

No estoy obsesionado con ser campeón nacional, pero habiendo estado tan cerca y sin victorias en mi palmarés, me molesta bastante no haberlo conseguido allí. Espero lograrlo antes de retirarme, porque debe ser bonito portar tu bandera todo el año”.

2021 será año de contrato para Alex, que quizás tenga más presión sobre sus hombros. Pero él ve las cosas de otro modo…

“No siento presión. Era duro cuando estaba en equipos pequeños, pero aquí mi trabajo es ayudar a otros, no lograr resultados personales. La suerte es clave, sí, pero si haces una buena labor para el equipo sólo requieres salud. Y yo confío en hacer eso”. 

Para el final aclara cuál o cuáles serían sus objetivos cumplidos en 2021.

Es una respuesta fácil. Espero ayudar a que Trek gane otra clásica, poder correr el Tour de France  y ganar una carrera”

David Hunter

¿Te gusta lo que hacemos? seguínos en Instagram y Twitter

Sumate en facebook: Ciclismo Internacional

Copyright © 2012-2020 Ciclismo Internacional. All Rights Reserved

1 pensamiento sobre “Corredores a seguir en 2021 – Alex Kirsch

Deja un comentario

close
Facebook IconTwitter IconMi BlogMi Blog
A %d blogueros les gusta esto: