El regreso de Tom Boonen

Por @pmpalermo

Como no podía ser de otro modo en su carrera talismán, Tom Boonen levantó ayer los brazos de nuevo, rompió una sequía de 204 jornadas y sobre todo, demostró una gran condición física que hasta le permitió superar la rotura de su bicicleta en el tramo final del parcial.

foto:www.ciclismointernacional.com
foto:www.ciclismointernacional.com

Pero lejos de ser noticia, este triunfo, el número 21 en el Tour de Qatar, significó el regreso a los primeros planos del portentoso belga, quién viene de un 2013 para el olvido debido a una infección en el codo, una clavícula rota y un quiste perineal que lo limitaron a 48 días de competición en los que se retiró en siete de las 15 pruebas en las que tomó la salida, incluyendo clásicas y carreras por etapas.

Inédito desde el 21 de julio pasado cuando se alzó con en el segundo parcial del Tour de Valonia, el de Mol llamó la atención de Ciclismo Internacional ya en San Luis por su estilizada figura, algo diferente a la fornida humanidad que el belga solía portar por estas fechas.

Esto responde sin dudas al mencionado calvario vivido la temporada previa, en la que terminó el ciclo competitivo en agosto, preparando desde entonces su retorno al máximo nivel con dedicación, algo que queda a la vista en sus marcadas extremidades.

Dueño de un palmarés de ensueño que incluye cuatro París Roubaix, tres Tours de Flandes, otras tantas Gante Wevelgem, un Mundial y media docena de etapas en el Tour de Francia, el belga atravesó una de sus peores campañas y por eso era crucial comenzar ganando.

Y pese a que estuvo cerca en Argentina, el Tour de Qatar devolvió la sonrisa de nuestro protagonista, quién dicho sea de paso, sigue acumulando datos estadísticos en el evento árabe que lo tiene como el máximo ganador, con cuatro ediciones.

Ya sin el estigma de conseguir una victoria sobre sus hombros, el favorito de Lefevere reencauzará su trayectoria y si la salud lo acompaña es serio candidato a batir el récord que comparte con el mítico Roger De Vlaeminck como el más ganador de la París Roubaix, gesta que terminaría de elevarlo al Olimpo del deporte pedal.

En lo inmediato, tal vez continúe de racha en el Tour de Qatar en el que además es 4º en la general, pero lo importante es que demostró la potencia y la solidez que lo caracterizaron siempre y todo indica que estamos frente a la confirmación de uno de los regresos más esperados.

Pablo Martín Palermo

¿Te gusta lo que hacemos?seguínos en @pmpalermo
                                           
close
Facebook IconTwitter IconMi BlogMi Blog
A %d blogueros les gusta esto: