El Trek Segafredo se aferra a su veterana armada para las grandes vueltas

Por Oscar Trujillo Marín

El Trek-Segafredo ya perfiló el objetivo de sus 3 vueltómanos para este año. Nibali, que siempre puede escoger, eligió el Giro, a donde asistirá como gran favorito junto a Carapaz, con Ciccone como segunda espada y primer escudero.

WILLUNGA HILL, AUSTRALIA – JANUARY 20: Arrival / Richie Porte of Australia and Team Trek-Segafredo

Como es apenas lógico debido al saturado y sobrepuesto calendario, esa será su única gran ronda de este año. Queda entonces el Tour de Francia y la Vuelta a España, donde Mollema y Porte tendrán la oportunidad de compartir liderato y brillar… o al menos intentarlo. Al respecto, Porte se pronunció en la web oficial de su equipo:

“Cuando se lanzó el calendario revisado, definitivamente fue más fácil volver al rodillo durante el período de cierre”, dijo aliviado. “Ahora, ha pasado una semana desde que me permitieron salir a la carretera, y, por supuesto, el fuego está ardiendo para el Tour de Francia”. Dado que el ciclismo es un deporte tan orientado a los objetivos, es realmente bueno tener un calendario en el que ahora podamos trabajar”, manifestó Porte, complacido por conocer ya fechas y carreras a las que apuntar.

“El Tour de Francia sigue siendo mi objetivo principal para la temporada, y comienza con la ventaja adicional de transcurrir las primeras etapas por en mis carreteras locales en Niza donde suelo entrenar”, dijo el aussie de 35 años. “Sin embargo, definitivamente será un territorio inexplorado compitiendo en el Tour en septiembre. No estoy seguro de cuán diferente será, aunque espero que no haga tanto calor como siempre y que el clima sea un poco más inestable en las montañas.”

Porte es uno de los pocos corredores profesionales que ya ha probado la victoria durante la caótica y atípica temporada 2020, pudo competir al menos 17 días. Ganó una etapa y la clasificación general en el Tour Down Under en su país, en enero. Luego corrió la Cadel Evans Great Ocean Road Race, y después participó en el Tour des Alpes Maritimes et du Var, donde fue tercero. También corrió la París-Niza donde trabajó para Nibali. Fue de los pocos afortunados que hicieron un primer bloque decente de competiciones antes de que la larga noche cayera.


Análisis: El Tour de France con piernas de febrero, ¿talento natural o forma trabajada?


“Fue un gran comienzo de temporada para mí, personalmente”, dijo Richie, “pero desde entonces ha sido un período muy extraño sin carreras y sin siquiera poder salir en la bicicleta”. Dijo el Tasmano. Según el equipo, tanto Porte como Mollema han programado reanudar su temporada y preparación para la ronda gala en el Tour de l’Ain del 7 al 9 de agosto. Después harían el Critérium Dauphine y de ahí directamente a iniciar el Tour.

En la misma publicación oficial de Trek, Mollema admite que compartirá liderazgo con Richie en Francia, pero además irá a buscar etapas a la vuelta a España y por qué no, un top 10 que siempre está a su alcance.

“Mis objetivos para el resto de la temporada siguen siendo más o menos los mismos que antes del parón”, dijo Bauke. “Después de este descanso, tengo muchas ganas de volver a competir serán unos meses saturados, pero realmente espero que podamos darles a nuestros seguidores mucho por lo que animar nuevamente”, dijo el corredor de los Países Bajos.

Trek se encuentra en una situación complicada en cuanto a sus 3 referentes para grandes vueltas, ya no son unos niños: Vincenzo y Richie tienen ya 35 años, y Mollema cumple 34 en noviembre.

Vincenzo, quien parte como gran favorito en la corsa rosa junto a Carapaz, aún puede aspirar a algo grande en este descafeinado Giro, tan perjudicado por el calendario y que espera una discreta participación de vueltómanos contrastados y ganadores. El Siciliano también se puede llevar alguna clásica importante por su astucia, fondo y experiencia, todavía le queda chispa para eso.

El caso de Porte es más preocupante, su nivel menguante desde hace un tiempo solo le da para exhibirse en la carrera de su patria en enero y poco más; francamente en el Tour no ve uno con qué le pueda hacer ya daño a Thomas, Bernal, Roglic o Pogacar. Todo parece indicar que sus mejores años se han quedado atrás.

Por su parte Mollema, esa especie de admirable Rigoberto Urán neerlandés, es un destacado diésel: un habitual entre los corredores especialistas que destacan en esfuerzos de tres semanas pero también en clásicas montañosas. Tiene un podio en la Vuelta a España 2011 y ha estado 5 veces más entre los diez mejores en grandes vueltas.

Bauke es un corredor corajudo y batallador que suele llegar siempre entre los mejores, aunque no tiene la pólvora suficiente para aspirar ahora mismo a ganar una gran vuelta. Por suerte su versatilidad y gran fondo le da, de vez en cuando, para llevarse clásicas duras de enorme prestigio como san Sebastián y el Giro de Lombardía. Esta temporada rara y corta puede ser la última oportunidad para este trío de experimentados corredores de hacer algo grande en una ronda de tres semanas.

Y al Trek, tan acostumbrado en los últimos años a fichar corredores ya en el inicio de su ocaso, le queda la asignatura  pendiente de ir buscando relevos de con más futuro que pasado, para reemplazar a sus tres emblemáticos vueltómanos, que siguiendo el ritmo inexorable de la vida, cada vez les cuesta más estar entre los mejores. Peor aún con esa camada de insaciables jóvenes superdotados que llegan ahora.

Oscar Trujillo Marín

¿Te gusta lo que hacemos? seguínos en Instagram y Twitter

Sumate en facebook: Ciclismo Internacional

Copyright © 2012-2020 Ciclismo Internacional. All Rights Reserved

9 pensamientos sobre “El Trek Segafredo se aferra a su veterana armada para las grandes vueltas

  1. Creí que trek iría a todo o nada por el tour, pero en vista que se saben no ganadores, han decidido repartir los huevos en varias canastas…
    Me parece muy bien por Ciccone, que está en plena madurez y el giro le va muy bien, aunque su talón de aquiles, la crono le limitará pero es un tipo rápido y escala muy bien.
    Me encanta por Mollema que tuvo un cierre de año brutal en 2019 y que ha demostrado que puede con el doblete.
    Porte espero que el dios de la suerte lo acompañe para que pueda ser protagonista en algunas etapas decisivas del tour.

  2. vicenzo le da para pelear el giro seguro, y con Bauke tienen por lo menos una carta fija para ganar etapas en las grandes, en la comparacion con Uran yo me quedaria con Mollema, a pesar de que no ha hecho podio tiene a sus espaldas mas victorias y de prestigio

  3. Por encima de Porte pongo a Mollema, hoy día ninguno de los dos tiene reales posibilidades de traerse la corona francesa pero Mollema con su regularidad y algo de buena suerte se acerca al top 5. Por otro lado Mollema no subió al podio de ninguna GV, pero con lo de Juanjo Cobo ya tiene un discreto tercer lugar en la historia.
    Otro animador de nivel de TDF que asiste al Giro es Fulgsang y me temo que llevará buena armada, así que este corredorazo no se debe subestimar por la falta de podios en GV. Cronea igual o mejor que Nibali, sube a la par de Siciliano y tiene buen registro en etapas sin mayores dificultades. A falta de portentosos croners bien podría llevarse el Giro

    1. Me gusta Fuglsang, aunque no para ganar pero si será un buen animador… debería estar con tejada y vlasov, que es un portento para el ciclismo, pero no ha podido cuajar… puede ser que el giro sea su carrera.
      ” a falta de portentosos croners..”, solo está merckxito

      1. Tiene razón Arturo, aclaro esa ultima frase y quedaría “A falta de los portentosos gallos croners…”.
        Evenepoel es ahora mismo el croner de mejor presente y sobre todo ambicioso futuro. Con tal progresión no es descartable que se gane en un momento no muy lejano el rotulo de gallo o capo.

    1. Si, son muy parecidos son de la misma edad, llevan casi el mismo tiempo de profesionales, ambos suben muy bien sin ser excelentes escaladores, ambos hacen muy buenas pruebas de un día, sin ser excelentes clasicómanos, ambos hacen buenas cronos sin ser excelentes en la cabra, ambos son muy regulares en cuanta prueba participan y a ambos a pesar de su calidad les cuesta mucho ganar, ambos han ganado etapas en grandes vueltas y hecho varias veces top 10 y podio (uno en el caso de Bauke y tres en al caso de Urán) tienen un palmarés algo injusto y más bien corto para la enorme calidad que han demostrado. Quizás a favor de Rigo su medalla olímpica, pero a favor de Mollema una clásica WT y un monumento. Una trayectoria condiciones y resultados muy muy parecida.

  4. Coincido en lineas generales. A Porte no le veo ya “uña para guitarrero”; en cambio el diesel Mollema siempre anda luchando, en la zona de fuego, y de vez en cuando algo imoortante se lleva.

Responder a Esteban Cancelar respuesta

close
Facebook IconTwitter IconMi BlogMi Blog
A %d blogueros les gusta esto: