Opinión: Egan Bernal magnifica el concepto de ser líder

Por @amatiz12

Miremos al presente. No pensemos en que, si ya tiene asegurado el título del Giro, si algo se lo puede arrebatar, algún rival, problema, etc. Nada de eso. Enfaticemos en el presente y valoremos lo que está haciendo Egan Bernal en este Giro d’Italia más allá de ejercer una aplastante superioridad, puesto que le brinda otra dimensión -poco usual en esta era moderna- a la actitud que emplea un líder de semejante competencia.

Sí, lo más destacado sin duda alguna de la actuación del colombiano es esa faceta ofensiva mostrada en los últimos días, más aún, cuando tampoco tiene la necesidad real de hacerlo, a diferencia de sus adversarios que si quieren (o querían) ganar la carrera deben comportarse de tal forma.

Acepto el argumento antes de la etapa del Zoncolan, de que Bernal movía constantemente la carrera con motivo de la presencia en la lucha de Remco Evenepoel, superior en la contrarreloj, y no por simple gusto o diversión. Pero ya con el belga fuera de combate, sin un rival que haga peligrar su posición en la prueba a cronómetro, con diferencias cómodas y una convicción absoluta, no hace falta atacar al resto para ganar más tiempo todavía. ¡Y con eso y todo lo sigue haciendo!

Entonces ver a alguien con la ‘Maglia Rosa’, gastando sus energías en la propuesta de ofensivas y en preocuparse por la cita para que su espectáculo no se apague (es sarcasmo, no es un motivo verídico que lo impulse a realizar eso), invita más que a una reflexión, a un reconocimiento de un estilo que no todos los días se presencia.

Egan perfectamente podría acomodarse a una estrategia más defensiva: esperar qué proponen sus contendientes, responder a sus ataques, ir a rueda y no tomar riesgos en acomodarles una renta mayor ante la ya suficiente de la que dispone. Y si lo hiciera, estaría marcando un performance 10/10, ya que, en su condición, lógicamente no cedería tiempo ante sus contrincantes y les asestaría golpes psicológicos de similar proporción al ver que no lo puedan soltar. Si corre así, no se le podría juzgar, al fin y al cabo, estaría protegiendo lo elemental, que es el liderato.

No sería el primero en afrontarlo bajo ese decorado. Muchos lo hacen. Roglic, cuando le ha tocado, o Froome en sus épocas de dictadura. ¿Alguno los ha criticado por ejecutar esas tácticas? No, de hecho, recuestan más los sablazos a los que se supone están para plantarles cara y optan por limitarse a resistir a su paso. Es lo normal. Se custodia la primera casilla, se asegura en el remate del certamen y queda la impronta de campeón, que es la queda guardada para siempre.

“Ahh, pero es que fíjese en el equipo que tenían ellos, nadie se atrevería a atacarlos así”, dirá alguno. Sí, equipazos, por cierto. No obstante, cuando quedaron mano a mano con los otros, casi siempre vencían, lo que quiere decir que su propio tanque les hubiese permitido resolver de todos modos a su favor.

Pasa similar con Bernal, con el contraste de que la mayoría de sus escuderos son vulnerables en la alta montaña, lo cual ratifica que ha sido su fuerza la que ha instalado el dominio conocido, no la de los suyos. E incluso le da más motivos para adoptar una postura conservadora, ya que el sentido común dictaría que lo mejor es guardarse cuando otros colectivos pueden perpetrar daño aprovechándose de la debilidad del que se posee.

Al punto que quiero llegar es a que usted, estimado lector, comprenda que por lo último que se guía el patrón de esta versión 2021 es por la lógica. Es que a mi parecer no es normal que un ciclista al frente de una tabla general siga asumiendo la iniciativa y, si se quiere, poniendo en riesgo esa plaza con tal de acentuar esa tiranía. No lo es.

Aparentemente, esa ambición de Bernal, esa necesidad de certificar en cada etapa que es de lejos el mejor pedalista de este Giro, es la que mantiene vivo el espectáculo de la ronda italiana. Que sea el corredor que menos obligaciones ostenta de involucrarse en ese quehacer, el único que les dé color a los ascensos definitivos, denota claramente -además de la preocupante inferioridad de Yates y compañía- el tipo de deportista que es, su forma de enfrentar estos retos y la mentalidad que lo caracteriza, la de alguien muy especial.

Ese bajo nivel de los otros favoritos puede hasta meterle cierta presión de ilustrar una imagen dictadora. Igual ya lo ha hecho. No necesita ni de otra exhibición (porque lo del Passo Giau fue exhibición) ni otra aceleración para convencernos de eso. No hay peor ciego que el no quiere ver. El escarabajo de 24 años es el mandamás de la Corsa Rosa.


Relacionadas: Opinión: Egan Bernal, el patrón


Impetuoso, magistral, extraordinario, osado, impecable. No soy un rey de la lírica y por ello no se me ocurre una extensa lista de palabras para describirlo. Encuéntrele usted el adjetivo que desee. Se nos quedan cortas las expresiones para calificar su talante. Es genial un tipo que honra así el rosa. Que lo muestra adelante, preponderante, lúcido, como todo un patrón. Que ese maillot no lo porta cualquiera, sólo el que de verdad lidera, el que lo hace con supremacía.

Soy de los muchos que piensan que tiene esto sentenciado. Por lo tanto, no sería de extrañar si llega el momento en el que sienta que ya hizo suficiente y se resguarde más a la sombra, sin exigir de más sus gambas. Y al tomar esa decisión, romperá más de un corazón (hablando de la fanaticada) debido a que el único que es capaz y tiene las ganas de avivar la porfía dejará entendiblemente de intentarlo.

Por supuesto que esto no significa que demerite a otros que han acaudillado una carrera y lo han llevado a cabo de forma contraria. Vuelvo y repito, es lo común y corriente. Aparte de que no todos pueden asumirlo agresivamente. Algunos de nivel no tan preminente les llega como un regalo y su única alternativa para mantenerlo es defendiéndose.

U otros casos en los que sí se ve escaladores con camisetas de líderes probando frecuentemente ante la rivalidad de un experto contrarrelojista que aguarda por la jornada de esfuerzo individual para dar el golpe. Eso es competir con una necesidad cargada a las espaldas y con un motivo contundente para no quedarse quieto. Diferente a si se pugna sin tener a alguien que le esté respirando en la nuca, como nuestro protagonista, zipaquireño por adopción.

Claro que con este precedente le abre las puertas a otros de que si un día se hallan en las mismas circunstancias, destinar sus pomposos vatios y números a un porte vistosos es un camino atractivo.

Mi propósito es que este texto sirva para valorar su trabajo por ese aspecto principalmente. Uno no sabe si un día, por cualquier motivo, todo este imperio se derrumbe y la ilusión de muchos ‘cafeteros’ se vaya al traste, y que, por su corta memoria, olviden todo lo hecho por Bernal hasta ahora.

Gran parte de nuestros lectores provienen de Colombia y el mensaje se lo dirijo especialmente a ellos. Admiren, valoren y disfruten de este compatriota sin pensar en el mañana. Reconozcan su valentía y admirable proceder. Lo que él hace no se ve en cualquier carrera y menos en estas. Un líder ofensivo es un tesoro en el ciclismo. Hay que apreciarlo. Si las cosas no cambian su curso, habrá tiempo para festejar el domingo en Milán. Pero de momento, gocen de sus actuaciones. Un ciclista que hace esto no es cualquiera, es único.     

Alejandro Matiz   

¿Te gusta lo que hacemos? Seguínos en Instagram y Twitter

Súmate en Facebook: Ciclismo Internacional

Copyright © 2012-2021 Ciclismo Internacional. All Rights Reserved

29 pensamientos sobre “Opinión: Egan Bernal magnifica el concepto de ser líder

  1. No quiero desmerecer el trabajo de egan y su equipo, pero ayer recortaron más de 50 km que era una etapa principal y en que ya había perdido 4 gregarios egan, le pasó igual que en el tour que ganó….
    Existe un poco de suerte ya que fueron etapas decisivas tanto en el tour como en el giro que se recortan en momentos justo, más ahora que dicen que pueden recortar la etapa 19

    1. Si … le pasó igual que en el Tour, porque en los 2 casos si no recortan las etapas con seguridad Egan les saca mucho más tiempo…

      1. Si les sacaba más tiempo, o no -en alguna o ambas etapas- eso no lo podemos saber. Lo que único seguro es que no es culpa de Bernal que los Organizadores tomen esa decisión tan antipática y polémica

    2. Gran artículo Alejandro. Como lo comenté hace un rato en un artículo escrito por Oscar Trujillo, pienso que Egan Bernal lo que está haciendo es dándole un golpe a aquellas circunstancias que ha tenido que soportar en su corta trayectoria como ciclista World tour y que en un momento lo hicieron acreedor a grandes elogios y frases desbordantes de admiración y adulación, pero que de un momento a otro por su bajo rendimiento a causa de un problema médico lo constituyeron en blanco de grandes críticas destructivas y de comentarios que lanzados inmisericordemente quisieron hundirlo. Este muchacho tan joven en un momento crucial de su vida deportiva, supo sufrir en silencio su problema médico que no era fácil, pues una situación así puede desembocar hasta en el retiro prematuro de un gran deportista, supo también rodearse de aquellos en quienes podía confiar plenamente y de soportar callada y estoicamente la presión mediática que en su afán de noticia amarillista no sopesa el daño que puede ocasionar. Egan Bernal a su corta edad pienso yo, entendió que la fama y el bomm de la victoria sólo es oropel y que la sonrisa que hoy te coquetea por un grande logro, sólo es la máscara de la falsa adulación y del vil interés que se te muestra cuando estás arriba, pero que si por circunstancias ajenas a tú voluntad llegas a caer, inmisericordemente muestra su verdaders cara y en lugar de ayudarte a levantar sólo piensa en acabar de aplastar tus sueños e ilusiones. Por todo eso, me mojo, utilizando una expresión de muchos de ustedes, para decir que creo que Egan seguirá pecando de soberbio para cobrar esos momentos donde su valía fue pisoteada y puesta en duda. Lo veremos atacando y en busca de una, dos o porque no decirlo, tres etapas más, que muestren al mundo de que está hecho y de que sin tantos pergaminos, ni tanta alcurnia vino para dejar un precedente que será inscrito en la historia del ciclismo mundial. Entristece ver que al momento de estar escribiendo este comentario, ya haya leído el que escribió Ricardo quien utiliza la expresión: “No quiero desmerecer el trabajo de Egan y su equipo” y deja en puntos suspensivos el párrafo, insinuando muy sutilmente “un favorecimiento” al líder tanto ahora como en el tour 2019. Además en su segundo párrafo “atribuye a la suerte” lo que se ve reflejado hoy en la clasificación general del tour. Precisamente por este tipo de comentarios, es que el joven zipaquireño celebró con rabia el triunfo ayer y dejó salir la expresión coloquial de carácter vulgar que le vimos pronunciar, porque es un acto que se revela con argumentos sólidos contra lo dicho por sus detractores.

      1. Tiene mucha razón. A Bernal de joven le tocó conocer la doble cara del estrellato: éxito y fracaso. Y ambas las ha manejado a la perfección y no han sido obstáculo para que evoluciona física y mentalmente como deportista. Admirable en ese sentido. Gracias por comentar!

      2. Usted atina en el blanco, esto es lo que sucede con nuestros ídolos, muchos subidos en el bus de la victoria y pocos arropando en los momentos difíciles como deportista y persona, solo destruyendo desde redes sociales en el caso de aficionados por llamarlos así y uno que otro periodista por lo general de fútbol.

    3. Perdón Ramiro, ¿con cuanto tiempo de diferencia al segundo enfrentó la etapa de ayer?, y ¿ese segundo en que posición quedó después?, por favor no queramos opacar la actualidad de Egan con una desición de la organización.

    4. Ni el tour 2019 sin recortar la etapa a Tignes, Ni en el giro 2021 quitando Fedaia y Pordoi ubiera dejado de ganar etapa y aumentar tiempo. Supongo, algo mas creible a lo contrario

    5. Ramiro quizás tú sabrás de vender carne en alguna fama ..por qué de analizar y ver con lógica el ciclismo está en el lugar equivocado …figurese le recortaron la etapa y sin gregarios según el ..despedazó esa trepada les había puesto más tiempo …quizás por eso trata uno de no ver unos petardos de comentarios que dan es lastima je je je

  2. Muy bueno lo de Egan como líder atacando y metiendo cada vez más tiempo a los rivales. Pero tampoco como para decir que no es normal. Nibali (Giro 2013 y Tour 2014) y Simon Yates (Giro 2018) se me vienen a la cabeza como líderes ofensivos que siguieron atacando aunque pareciera que no lo necesitaban. El primero logró así ganar con superioridad las 2 veces. El segundo terminó undido el día del ataque de Froome en Finestre. De aplaudir sí, pero y que no es cualquiera también. Pero decir que es “único” es desconocer el pasado reciente de dos competidores actuales del Giro

    1. Le valgo los de Nibali. El de Yates no tanto porque en su momento lo hizo para distanciar de cara a una crono a Tom Dumoulin, lo que quiere decir que lo hacía por obligación, más no por gusto (hay un párrafo en el que aclaro eso). Y aún así, si dejamos los de Vincenzo acaban siendo 2 de 24 grandes vueltas desde 2013, con líderes ofensivos sin tener necesidad alguna. No creo que no sea normal, si partimos de ese antecedente. Saludos.

  3. ¿Fue culpa de Bernal que recortasen la etapa? ¿Acaso él es responsable del bajo nivel de sus contrincantes? Lo que ha hecho es capitalizar esas ventajas y ese golpe de suerte. Aparte de que ejecuta esa premisa de forma vistosa, lo cual es de gran valor. No coincido en que esos sucesos resten mérito a lo realizado por Egan. Saludos.

  4. Me parece que es muy acertado el comentario y creo que el motivo de su reflexión es el mismo por el cual muchos aficionados hacen lo que sea para estar en la carretera viendo y admirado algunos ciclistas, ese ciclismo de ataque es el que les gusta al aficionado y Bernal lo ha mostrado en varias etapas en este Giro, la razón del ataque puede ser cualquiera pero cuando se hace con la camiseta de líder se está honrando la camiseta y el aficionado se siente identificado con ese líder y valora mas el esfuerzo por dar espectáculo, ya estábamos cansados de los ataques en los últimos quinientos 500 metros de las etapas de montaña o de los lideres que necesitan ser llevados por su equipo en las etapas de alta montaña para defenderlos y evitar que desfallezcan, en buena hora llegó el espectáculo de Bernal y de seguir así los únicos beneficiados somos los verdaderos aficionados al buen ciclismo.

  5. Suerte las del resto de ciclistas del top10 que recortaran la etapa, que si no hubiese sido mayor la perdida de tiempo.

  6. Increíble, en los dos recortes que le tocó a Egan, estaba disparado en plena montaña, y aun bajando, no me digan que Anaphilip lo iría a cazar subiendo en el remate del Iseran, en Francia, y ayer en la cima Copi…. venia con todo…como es posible decir que es suerte? sólo la “ojeriza” y un ras de preconcepto….

  7. Además me permito reiterar lo que he dejado claro ya en varios comentarios: la realidad del ciclismo hoy, es que no solo hay un portento que sea “estratosférico” ( me causa risa esta expresión que se inventó algún comentarista deslumbrado), sino que gracias a Dios hay una camada de extraordinarios ciclistas sin importar nombres, ni nacionalidad, ni equipos en los que estén, que ojalá pudiéramos verlos en plenitud de condiciones peleando hombro a hombro por las grandes vueltas y por las principales competiciones del calendario mundial.

  8. Así deberían hacer todos los gallos en las grandes, si tienen con que que ataquen y pongan una minutada a los demás, eso se llama ganar con autoridad.

    1. Ojalá que otros sigan ese ejemplo, Rubén. Hace mucha falta alguien con ganas de meterle candela a las etapas cuando está en condiciones. Saludos.

  9. Conozco el ciclismo desde Ramôn Hoyos , Beyaer y Forero, Coppi y Barttoli y nunca hae visto poner en duda la calidad de un ciclista cuando el mismo lo demuestra con sus actuaciones, el buen ciclista es buen ciclista y aqui hay algunos que no parecen que lo saben, El Sky-Ineos-Granadier no pagô por Egan lo que pagô por la gracia Divina, ellos saben mas que muchos quien es Egan Bernal y eso es todo, encuanto a la suerte Egan tiene mas mala suerte que buena, de otra manera ya se hubiera ganado las tres Grandes.

  10. Maravilloso artículo, egan nos esta ofreciendo un Ciclismo que hace mucho tiempo no se ve. Gracias Egan!

  11. Es real Egan Bernal tenía su moral golpeada, recuerdo verlo en el grupeto del Tour ese día escribí en esta página que era más el dolor de verse así derrotado que el de espalda que seguro era muy fuerte, pero moralmente estoy seguro que el golpe fue fuerte, mucho más cuando hasta los mismos seguidores y los que hablaban maravillas de él, empezaron a hablar mal de su preparación de su nivel hasta de si realmente era tan bueno como se había dicho, ahora el mismo se está demostrando su valía y poder, que es un Crack que tiene altibajos pero que cómo a todo ser humano le duelen y le hacen mella los comentarios hechos de mala fe.

  12. Es muy cierto que no hay peor ciego que el que no quiere ver. Desde mi punto de vista muchas personas piensan que el nivel de los contrincantes es bajo pero desde mi punto de vista es que Egan esta sobrado. Si vemos las clasificación la diferencia del 2 al 7 son sólo 2 minutos y medio y todos son ciclistas de renombre. Todos están en un nivel similar y han tenido sus oportunidades y sus días no muy bueno aunque ninguno ha tenido realmente un día malo. Si Egan estuviera entre ellos, todos estarían hablando del gran nivel de todos y de lo emocionante del Giro.

  13. En el ciclismo todo puede ocurrir, pero por condiciones y su estado de forma, muy poco probable que tenga una crisis, es el ciclista que mejor recupera de los que sobreviven en el giro y la tercera semana para Él es la de mejor desempeño y los que han compartido con Egan , lo ven entusiasmado, seguro y muy fuerte. Solo una situación extraciclística podría lastrar su segunda vuelta, y las tres etapas que terminan en alto , como ocurrió la primera y segunda semana , sumará unos segundos más a su favor para llegar sin afugias a la crono. Bernal tiene un umbral alto de dolor y sufrimiento y una capacidad VO2 por encima de los 90, un organismo privilegiado por encima de los demás competidores del Giro y eso le da réditos a su favor .

  14. Para ganar, no solo se necesita talento se necesita de suerte; suerte que yo la llamaría “Diosidencia”. Dios está con Egan y Egan hace lo que tiene que hacer. Si Dios lo permite será el campeón del Giro; igual hasta que no pase la línea de sentencia en Milán no podremos celebrar el ganar el Giro.

  15. Dijo 3 palabras Alejandro en esta columna que me dejaron muy feliz y contento ..y es la gran realidad ….UN LIDER OFENSIVO ES UN TESORO EN EL CICLISMO….así es donde Egan no ataque como ataca y se va …sería un Giro laguido y sin sabor …que buen Giro estamos viendo y se irá a ver en estás tres Cimas que nos esperan para ver quién acompañará a Egan en esos otros dos butacos …en hora buena muchachos …..

  16. Alejandro, muy buen texto. Coincido en su tesis al cien por ciento. Sin embargo, no podemos esperar mucho de este país, tan vapuleado por la violencia en su historia. Tenemos una condición tan particular, una proclividad malsana a golpear al otro, a darle con todo. Somos así, un país violento que siente gusto cuando se hiere entre hermanos. Entonces… ¿qué esperamos?
    Muchas fuerza a nuestros grandes deportistas, aparte de tantas eventualidades que han tenido que vencer, les tocó la suerte de vivir en Macondo.
    Carpe diem!!!

  17. Para expresar palabras sobre Egan Bernal en este Giro21, hay que remontarse a la historia y solo recuerdo en la época MIguel Induráin, un ciclista con un dominio total del pelotón. En el articulo de Alejandro, toca un tema central y el tipo de liderazgo que ha asumido Egan, en mi escrito de hace días escribí que posiblemente el segundo estaría cercano a los 3 minutos antes de la contra reloj de Milán y se está dando. Un Egan que ataque de nuevo, muestra su estilo de NO confiarse mientras sus piernas, mentalidad, sus sensaciones y las condiciones de carrera se den, mostrará el ciclista que es. No hay que ser experto para entender con claridad que en este Giro21 sólo hay un gran patrón y los comentarios del señor Ramiro y Carlos SG son ajenos a la realidad y seguramente serán fanáticos de otros corredores pero querer esconder la realidad en sencillamente estar lejos de la realidad. En opinión Egan tendrá más oportunidades para alejarse más en la general y cómo se están viendo las cosas antes de la contrareloj su diferencia podrá ser cercana a las 4 minutos. Tendremos etapas con alturas por encima de los 2.000 metros sobre el nivel de mar y el rendimiento de Egan será mejor. Nos complace que llegue un líder de la jerarquía de Egan, es claro que en condiciones de buena salud, el es Patrón de patrones en el circuito.

  18. Es un poco precipitado este artículo, porque aún faltan 3 etapas que podría pasar cualquier cosa. Recordemos lo que le pasó a Simón Yates en el Giro 2018, su actuación hasta la etapa 18 era extraordinaria…..ahora nadie se acuerda de eso porque en la etapa 19 se fundió.
    Este artículo peca de sensacionalismo y de fanatismo latinoamericano.

Responder a Nicolas hermida Cancelar respuesta

close
Facebook IconTwitter IconMi BlogMi Blog
A %d blogueros les gusta esto: