Philippa York se apoya en los recuerdos de Robert Millar para explicar la complejidad de las tricefalias

Por Oscar Trujillo Marín

Phillipa York fue cuarta en el Tour de Francia de 1984, segunda en el Giro de Italia 1987, y el mismo lugar de honor en las vueltas a España de 1985 y 1986. Junto a Lucho Herrera y Delgado, fue una de las mejores escaladoras de su generación. Además, ganó etapas en las tres grandes y camiseta de la montaña en el Giro y el Tour. Por aquella época, dentro de Phillipa habitaba aún Robert Millar, y de él se valió para ser uno de los mejores vueltómanos y especialistas en alta montaña de su generación.

Robert la abandonó físicamente (por que en su mente ya no ejercía hacía mucho tiempo) en 2003, cuando se sometió a una operación para ir en concordancia de lo que siempre se sintió: su cabeza, su sentir había sido desde niña el de una persona de su sexo contrario biológica y culturalmente asignado. Ese año se fue Robert y emergió Philippa. Ella sabe de qué habla: corrió ante Fignon, Lemond Hinault y los más grandes de su tiempo. Ayer se pronunció en una columna para Cyclingnews analizando la complejidad de las tricefalias y el ego entre varios jefes de fila para grandes vueltas.

“Tener múltiples líderes en las carreras siempre parece una buena elección sobre el papel. Si uno de los capitanes designados tiene un día malo, entonces todavía queda el otro o, en este caso, los otros dos a la expectativa y con opciones. Sin embargo, también hay limitaciones considerables y existe evidencia histórica de serios problemas en la práctica” la avalan sus 15 temporadas como profesional y experiencia en algunos de los mejores equipos del momento como Peugeot y Panasonic entre otros.

Sin embargo, la señora York, que hoy cuenta con 61 años, reconoció que la asistencia con varios líderes a las carreras de un día, clásicas y monumentos SI es una estrategia muy eficaz, son los eventos ideales para múltiples líderes. Tal como ocurre en Deceuninck-Quick Step e históricamente en las formaciones de Patrick Lefevere, quien siempre lleva varios líderes a las clásicas para ganar con quien sea el más fuerte entre su propio equipo: o el más listo, o el más inteligente o el más rápido. En ese tipo de carreras sí es una evidente ventaja si tienes muchas cartas para jugar en un solo día de infernal desgaste y mucho fondo. Pero en grandes vueltas la cosa es muy distinta, explicó Philippa.

“Se vuelve más complicado hacer eso cuando intentas aplicar ese plano a las competencias por etapas. Puede durar hasta una semana el compromiso colectivo, pero una vez que pasas ese umbral y entras en el territorio de jugarse la carrera en la alta montaña, o en una etapa de viento cruzado, la idea de múltiples líderes comienza a desmoronarse”, dijo la escocesa.

No lo dice solo por el reciente fiasco de Movistar, o el vergonzoso “fuego amigo” entre Wiggins y Froome hace ocho años, o entre Contador y Armstrong hace 11; lo dice por lo que vivió desde dentro en los ochentas: las feroces pugnas entre Roche y Visentini, Hinault versus Lemond, Hinault versus Fignon, donde dos colosales egos entre compañeros de equipo se enfrentan y hay uno que siempre resultará amargado, se sentirá ninguneado, poco apoyado; en suma decepcionado.

“La historia nos dice que es imposible hacerlo cuando se trata de una Gran Vuelta. Nunca termina bien para la armonía del equipo cuando dos o más de sus corredores de élite compiten directamente por la victoria de una carrera de tres semanas”, escribió categórica en su columna la ganadora de una Vuelta a Cataluña y un Dauphiné Liberé (así se llamaba antes).

“El desafío de administrar a tres líderes parece una pesadilla. El resentimiento del que se siente desplazado puede comenzar fácilmente incluso antes de que se fijen los números y comiencen las hostilidades. En el nivel ganador del Tour de Francia, la política y los juegos mentales comienzan meses antes y no terminan cuando se cruza la línea en París”, opinó la gran rival de Perico Delgado, Parra, Herrera y demás escaladores puros de los ochentas.

“Eso significa que tres de cada ocho corredores de un equipo como Jumbo-Visma o INEOS están comprometidos con su propia causa. Los cinco gregarios restantes no pueden estar en todas partes y hacer todo por cada uno de sus tres jefes de fila. Solo por las diferencias de cómo cada uno de los líderes de Ineos compite, habrá momentos en que el apoyo esperado no estará allí y eso es en condiciones normales de carrera, ya no digamos en una etapa caótica de lluvia, emboscadas, abanicos o muchos percances”, explicó la escocesa.

“Imagine el escándalo si las circunstancias ven a uno de ellos valerse por sí mismo en un escenario de viento lateral o pinchazo. Dave Brailsford necesitará todas sus legendarias habilidades de administración y psicología para mantener el control de su equipo en el período previo y durante el Tour de Francia”

La ex corredora de Panasonic opinó también sobre el tridente neerlandés: “En Jumbo-Visma, es una situación un poco más fácil, pero solo porque no tienen un ganador anterior del Tour de Francia para hacer demandas. Siendo realistas, Dumoulin tiene la mayor presión sobre él, ya que es el gran fichaje y está en un equipo holandés. Roglic es probablemente el que podría escabullirse y aprovecharse de sus co-líderes y, viendo cómo puede contrarrestar y escalar, sería una tarea difícil quitarle la posición de líder del equipo”, escribió en su columna reconociendo un plus en el estilo agresivo del esloveno.

“Puede que Kruiswijk no parezca tener el mismo talento espectacular que sus colegas, pero es consistente, de la misma manera que lo es Geraint Thomas, y sus días malos nunca son tan malos como para quedar completamente fuera de la ecuación”, analizó, dejando ver que a poco que sus colegas midan más sus fuerzas, la histórica fiabilidad diésel de Steven podría catapultarlo al final a ser el mejor de su escuadra.

Por último, la ahora comentarista y analista concluyó: “Para cada uno de los equipos, bien puede reducirse a cuál de sus líderes toma primero la iniciativa. Dumoulin y Froome realmente no se han enfrentado a ese tipo de escenario interno antes. Tanto Thomas como Bernal ganaron sus Tours al ver la menor rendija y oportunidad: la aprovecharon. Frente a los tipos de corredores más cautelosos en el equipo holandés, la agresividad de Roglic podría ser la respuesta”.

Es interesante lo que plantea York si los seis favoritos se obsesionan por marcarse entre sí a nivel interno, y de cara a sus tres rivales más grandes, un corredor espectador oportunista que asista como líder único, con buenos gregarios puntuales, a rueda y siendo aplicado, atento y estando en muy buena forma, se puede aprovechar en río revuelto.

Oscar Trujillo Marín

¿Te gusta lo que hacemos? seguínos en Instagram y Twitter

Sumate en facebook: Ciclismo Internacional

Copyright © 2012-2020 Ciclismo Internacional. All Rights Reserved

19 pensamientos sobre “Philippa York se apoya en los recuerdos de Robert Millar para explicar la complejidad de las tricefalias

  1. Interesante lo de Robert Millar wuuuaooo…creo que la unica vez que sky no gestiono bien fue la vez de wiggo y froome era evidente lo fuerte que estaba froome algo parecido a lemond y hinault del 85, la debio ganar el mas fuerte no el de mas galones ya en 2018 lo hicieron de maravillas froome tuvo la mejor opcion de atacar de ultimo pero las piernas no le respondieron y en 2019 aplicaron la misma y de nuevo el lider no tuvo piernas a mi entender Ineos trabajara igual los primeros en moverse seran thomas y froome Bernal contara con la opcion de ir a rueda. Seria muy ingenioso pero arriesgado que no hicieran lo mismo. Ya el Jumbo como ninguno a ganado el Tour y es terreno nuevo les puede pasar lo del movistar roglic y dumo se muestran ambiciosos es posible que se oculten debilidades claro esperemos que no suceda la locura del tourmalet con Nairo bajo de forma y movistar tirando a bloque o la etapa del Galibier con Nairo a 8 minutos de ventaja y movistar de nuevo a bloque para descontar increible..

  2. Las etapas de viento pueden ser las que definan el líder, el que gane tiempo en esas etapas tendrá la ventaja cuando llegue la montaña y puede ir a rueda para ganar mas tiempo con los contra ataques, si todos están fuertes gana el mas inteligente para correr.

  3. Gran escalador el escocés Robert Millar, hombre incansable en sus ataques, no daba tregua cuando estaba en plena forma. Creo que mereció una GV. La forma como perdió una VE fue muy triste.
    Pero al margen de sus logros e infortunios como ciclista, al leer el artículo me nacen dos reflexiones:
    1. Es correcto escribir en modo femenino cuando lo que hizo fue como ciclista varón? En una carrera de hombres? La Real Academia de Lengua tiene alguna opinión?
    2. Durante los ultimos años ha habido una gran polémica con la participación de deportistas trans, caso Caster Semenya. Hubiera sido justo (con las otras ciclistas) que Philipa York corriera en pruebas femeninas. Filosofía y ciencia todavía tienen mucho que explicar…

    1. Según sus propias palabras ella nunca se sintió…”varón” tuvo que ejercer esa estética y condición por prejuicios conservadores de su familia y la sociedad, solo cuando tuvo el valor para hacerlo renunció a esa “indentidad” No somos nadie para contrariar su sentir. A menos que pretendamos explicarle a ella misma como se debió haber sentido. Es correcto escribir en modo femenino lo que alguien dice si es lo que se siente y legalmente ya lo es. Creo que a estas alturas del partido ya sabemos que tener testículos y pene no hace más “varón” a nadie por si mismo, se puede ser una nena y sentir como mujer a pesar de ello y viceversa: tener vagina y no pensar como el estereotipo de mujer ni sentir atracción erótica por el sexo opuesto. En algún momento tendrá que dejar de parecernos una rareza o anomalía lo que simplemente ha pasado en toda la historia de la humanidad y seguirá pasando, que los genitales no concuerden con lo que la persona se siente. A menos que se le metan prejuicios religiosos o moralistas no parece tener mucho misterio. Es muy fácil entender que Phillpa York siempre vivió dentro del nombre de Robert Millar.

      1. Señor Oscar Trujillo, estoy hablando desde el punto de vista gramatical. No estoy hablando de lo que creo o no creo. Tampoco me refiero a lo políticamente correcto, que de eso ya estoy hasta las narices.

        Deje ese vicio tan feo de personalizar las cosas. Por eso fui muy claro cuando mencioné a la Real Academia de la Lengua. Igual, como se sintió o no sintió no lo vengo a juzgar, no se que pasaba por su mente o corazón en ese momento. El hecho es que el corrió como hombre. En los registros del Tour aparece un señor llamado Robert Millar, hasta donde se, no se han cambiado dichos registros, no hay una Ph. York.

        1. Nadie ha personalizado nada. Es solo que la valoración gramatical me resultaba irrelevante, preferí centrarme en la visibilización de una realidad que históricamente ha estado estigmatizada.

          1. Muy acertado Trujillo. Lo que la RAE opine o deje de opinar sobre este tema es absolutamente irrelevante. Si Phillipa York dice que ella corrió en bicicleta bajo un seudónimo otorgado de nacimiento, no hay RAE (ni aficionado) que valga, ni interesa lo que puedan llegar a conceptuar. Fue York. Una mujer. Ella.

    2. Caster Semenya no es trans!!
      Además si Philippa siempre se sintió mujer no veo mal que Óscar escriba en pasado y presente en femenino.

    3. Yo diría que independientemente del sexo que hoy presenta, su historia personal ya esta escrita y el al mismo ser humano que está allí el protagonista, eso es historia, hoy día Robert forma parte del pasado de Philippa y para siempre. Como un personaje en la vida de una actriz.

  4. Muy interesante lo que habla York, mas autorizada, pocos. Toca un tema fundamental, el sicológico, nunca lo había visto tratado y es muy cierto. Hace unos años leí que en estudios de la NASA con astronautas, no recomendaban para misiones a marte, tripulaciones impares, pues a la hora de tomar decisiones, uno(s) astronautas iban a considerar que los otros estaban “amangualados” contra ellos y eso rompía el grupo. La parte sicológica es fundamental.
    En cuanto a la gestión de los gregarios es tal cual lo dice York y otros ciclistas (gregarios en actividad, aún). No se puede hacer buena gestión, hay desconcierto. Los colombianos sentimos una inmensa alegría del triunfo de Egan y hablamos de lo bien que se gestionó lo bicéfalía Thomas – Bernal. Pero no es cierto, hubo momentos en donde se favoreció a uno en contra del otro cuando el Tour aún no estaba decidido o no se estaba decidiendo. En la famosa etapa de la caída de Thomas, los gregarios que estaban en el grupo, se quedaron con Thomas y dejaron solo a Bernal. El grupo iba lanzado, me pregunto, que tal que Bernal hubiera tenido un percance? Se hubiera caido o un daño mecánico? Quien le colabora? Si eso pasa, posiblemente no estaríamos sacando pecho con Bernal como como campeón del Tour. Si, no pasó. Pero es que en la carrera más importante, no se pueden dejar cosas al azar cuando se pueden controlar.

  5. Los apuntes de Philippa son un gran oporte de experiencia a lo que se debate en el común. Por muy grande que sea el golpe comercial en la prueba francesa, el ejercicio del tridente no deja de ser algo mediatico. Tactica y deportivamente es complicarse la vida, al final, si algun gallo del Ineos o Jumbo logra llevarse la corona, no será precisamente por el ejercicio de 3 jefes de fila, pero, si algún otro capo pescase en rio revuelto será el fiasco para la dirección del par de poderosas escuadras, no de sus integrantes.

  6. Hola , Ahodando en el tema que nos ocupa y dejando al margen el tema de su sexualidad que bien mirado es aqui un tema totalmente colateral y con el cual ha “jugado ” Oscar al escribir el Articulo , Philipa o Robert según quien lo interprete, ha expresado a la perfección , a mi modo de ver, lo de que el liderazgo compartido en las carreras de tres semanas , dejando con ejemplos, a lo largo de la historia, muestras fehacientes de su poca o nula efectividad para conseguir un final feliz . y digo final feliz pues aunque a veces han salido triunfantes por la calidad del dúo o el trio ( jamás ha existido ) nunca ha sido “feliz ” como mucho sólo han sido dos “partenaires” , aunque se insista desde alguna parte de una manera mentirosa y enfermiza en el asunto .Nunca , por mucho que se quiera adornar en el tema semántico o mentir , han existido tres ( Froome , Thomas , Bernal ) ganadores de Tour y se postulen en igualdad de condiciones para poder ganar un Tour , el tan manido tema de Movistar es una Falacia , es mentira señores , nunca hubo tres posibles ganadores de un Tour y jamás partieron con igualdad de ” galones ” si alguna vez les contaron eso les engañaron para “salvar ” a Nairo quintana que salvo en el 2015 ( y de lejos ) estuvo cerca de hacer cosquillas a Froome , eso lo sabe cualquier aficionado neutral . A veces se comenta ” no vaya a pasar como en Movistar ” y solo te puede entrar la risa , Movistar no manejó mal nunca un Tour o Giro , simplemente los rivales eran más fuertes , Nairo o Landa no han dejado de ganar el Tour por una errada táctica ,o por rivalidades internas , dejen de elucubrar , el Tour lo gana el más fuerte , corra en el equipo que corra , pero es humano que la culpa la tenga a un tercero . Por cierto Armando , tenemos la Hemeroteca que nos deja al desnudo cuando tendemos a ser “benevolentes ” con nosotros mismos e inquisidores con nuestros “enemigos” , Si un corredor está mal ( Nairo en el Tourmalet ) es complicado ocultarlo , están los”pinganillos “, inmediatamente dejaron de marcar ritmo , y un compañero se quedó a su lado , en la etapa del Galibier , forma parte de una escapada “consentida ” ( andaba a 9,30 en la general) y dice la hemeroteca que Ineos hizo todo el Galibier marcando el ritmo , no Movistar , te invito a revisionar la etapa (etapa 18 Tour 2019 ) , Nairo es una debilidad de un servidor, siempre lo he admirado ,pero la mentira tiene las patas muy cortas y creo que ya está bien de excusas , probablemente esté entre los tres mejores corredores de la historia de Colombia , pero lamentablemente ( por ahora ) no le da para ganar el Tour , un Abrazo

  7. Cierto , cierto era el izoard donde se vacio Soler, el gabilier fue van barley del ineos quien hizo la seleccion…lo cierto del caso es que el hombre (en su momento) lo vivio en el peloton una situacion similar y realmente no lo vio facil de gestionar, de boca para fuera diran que son 3 lideres pero ya previo en la interna tendran uno definido al menos el ineos o sky la tenian clara y pienso que tienen experiencia..me preocupa mas que todo jumbo tienen a alguien nuevo en la estructura y dumo es un tipo con caracter y rogla no se queda atras, pueden ser los proximo Landa y Nairo 2019 esperemos por el espectaculo que no…

    1. y Kruijswijk no va ser el hombre conciliador, el que haga el papel del experimentado capitan de equipo, tambien él cree tener un TDF en sus piernas.

  8. Milton en jumbo si veo claramente dos corredores al mismo nivel , Kruijswijk con todos los respetos, es un gran corredor pero a mi parecer no le da para un podium en el Tour , va a ser una temporada “rara” tal vez , y aunque no sabemos como van a llegar al Tour los corredores , por caidas , lesiones , enfermedades (nada hay que descartar ) , dificilmente estará entre los 6 o 7 mejores del Tour , lo contrario seria , para mi , una sorpresa , un saludo .

    1. Yo no digo que Kruijswijk sea el santo de mi devoción, pero de ahí a que alguien le diga y muy obedientemente el de manera consiente asuma desde ya que es el último gregario de la montaña en Jumbo para el TDF es otra cosa.

  9. A Millar tuve la suerte de verlo en una crono escalada al Alto de Santa Elena, que si mal no estoy ganó Lucho Herrera. Gran escalador. Que el Ineos y el Jumbo vayan con tridente se va a traducir en la práctica en un vacío de liderazgo en ambos equipos y en el pelotón. Cuando lleguen, inexorablemente, los pinchazos, las caídas, los abanicos, los cortes en las llegadas, los muros, la gran montaña, se formarán alianzas imprevistas que van a cambiar completamente el libreto. Hacer top 10 en este Tour será tan difícil y tan meritorio cómo, en otras circunstancias, hacer podio. Yates, Landa, Pogacar, Buchman, López, Nairo, Urán, Higuita, Aru, Pinot, Bardet, Valverde, Mas, etc. sin contar con los 2 tridentes.

Deja un comentario

close
Facebook IconTwitter IconMi BlogMi Blog
A %d blogueros les gusta esto: