Rafa Valls: una carrera lastrada por lesiones ¿Está de vuelta?

Por @pmpalermo

Rafael Valls ganó en Green Mountain por delante de Van Garderen, Majka o Valverde y el mundo habla de su resurrección definitiva. Ojalá así sea, pero una sola actuación del género se antoja insuficiente para semejante afirmación, motivo por el que no entraremos en ese barco.rafavalls

Sin embargo, lo que sí hay que recordar es el infortunado periplo profesional del alicantino, un atleta con grandes cualidades que se vio lastrado cada vez que estaba por explotar. En 2010, tras estrenarse con el Footon Servetto en San Luis con un parcial y el 3° lugar en la general, viajó a Mallorca para sumar otro podio, pero luego se fue al suelo en Langkawi.

El de Cocentaina pudo recuperarse a tiempo de la caída y posterior lesión de rodilla, entregando algunos destellos en el Tour de Suiza, donde se ganó un hueco para correr el Tour de Francia, su primera grande. Allí acabó 53°, pero lo mejor de su actuación fue la 2° colocación en la etapa 7 con final en alto, cuando poco le faltó para cazar a Chavanel tras dejar tirados a sus compañeros de escapada en Rousses.

Lamentablemente siguieron los problemas y no pudo estar en la Vuelta por una mononucleosis que dio por tierra con su campaña, aunque la ropa estaba salvada con su presentación en la alta sociedad ciclística.

El 2011 no fue su mejor año puesto que nunca encontró buenas sensaciones. Apenas regaló algunas pinceladas en Vuelta a Murcia, pero nada más. Ni siquiera logró terminar el Giro, según declaró entonces, por enfermedad, mientras que en la Vuelta quedó afuera a último minuto una vez más porque llegaba con molestias.

Tras salvar la desaparición del GEOX con su fichaje por Vacansoleil para 2012, la mala racha siguió con una caída durante la concentración del equipo que le valió varios puntos de sutura, en tanto que posteriormente, volvió a caerse en la vuelta a Murcia cuando se encontraba escapado y tan solo restaban dos kilómetros para la meta. El parte médico arrojó dos costillas rotas y un neumotórax.

Igualmente estuvo en el Tour y firmó el 41° casillero de la tabla principal. Pero terminó con problemas en los isquiotibiales y eso le pasó factura en la ronda de su patria, en la que dijo adiós en el 14° parcial, absolutamente fatigado.

Las cosas fueron mejor en 2013, con un destacado 12° lugar en el Tour Down Under (8° en Willunga Hill), inicio de su preparación para el Giro. Allí, fue líder por la baja de Rujano antes de partir, acabando en el 29° escalón (mejor Vacansoleil) pese a estar dos semanas con una costilla fracturada. Ese curso no hizo mucho más, pero al menos la salud lo respetó y logró completar la Vuelta a España.

En 2014 volvieron los fantasmas con una fractura de húmero en su tercer día vestido de Lampre, en el Tour Down Under. Regresó en marzo con un 6° puesto en Coppi e Bartali, confirmando su forma en Suiza, donde clasificó 14°.

La grande Boucle fue la siguiente parada, a la que llegó listo para vaciarse por Rui Costa, pero una tendinitis de rodilla lo forzó al retiro, propinándole un duro golpe del que se recuperó gracias al cariño. Porque no es ningún secreto que es un atleta de los que necesita confianza, algo que seguro encontró de la mano de Matxin mientras éste permaneció en Lampre.

El 2015 acaba de comenzar y, repetimos, es muy pronto para afirmar que “el mejor Valls ha regresado”, sobre todo porque se trata de un ciclista del que no se ha visto todo su potencial, fundamentalmente, por la interminable lista de problemas antes enumerados.

Está claro que sólo los escaladores alzan los brazos en Green Mountain y así hemos visto festejar allí a Robert Gesink, Vincenzo Nibali, Joaquim Rodriguez y Chris Froome, por lo que tanto Valls como sus seguidores tienen derecho a ilusionarse. Pero nada más.

Primero, el valenciano deberá alcanzar la regularidad que tanto echa en falta y que lo ha privado de ser más grande de lo que es. A su favor juegan sus experimentados 27 años y un talento envidiable, sobre todo para las montañas, donde si la salud lo acompaña, dejará ver el maillot fucsia de Lampre en lo más alto, tal como sucedió en Omán.

Pablo Martín Palermo

¿Te gusta lo que hacemos? seguínos en @CiclismoInter

Sumate en facebook: Ciclismo Internacional

Copyright © 2015 Ciclismo Internacional. All Rights Reserved

12 pensamientos sobre “Rafa Valls: una carrera lastrada por lesiones ¿Está de vuelta?

  1. Soy una persona de l entorno de Rafa, y aunque no comparto parte de tu articulo ( Evidentemente no puedo ser objetivo) Quisiera felicitarte por lo bien documentado que estás y por la forma tan minuciosa en que has resumido la trayectoria de Rafa desde 2010. Espero que le sigan respetando las lesiones como este ultimo año( En Down Under 2014 fue la última) y que esta continuidad le permita mostrar lo que lleva en sus piernas

    1. Hola Juanjo. Bienvenido. Aunque tu visión sea subjetiva, me gustaría que compartas tus diferencias respecto al artículo. Quizás tengas razón y nosotros estemos equivocados. Muchas gracias por lo demás y, sobre todo, por el amable modo en que te has dirigido. Por último, dejando de lado mi profesión: ojalá Valls se recupere y termine de explotar.

      1. Simplemente discrepo en lo que dices al comienzo del artículo de que tras ésta victoria el mundo habla de su resurrección definitiva, todos los artículos que he podido leer mas bien hablan de sorpresa.
        Tampoco he leído a nadie que haya hecho un repaso a la trayectoria de Rafa ta pormenorizado como el que tú has hecho.
        Hace tiempo que te sigo y me ha hecho mucha ilusión que hayas escrito este articulo sobre Rafa.
        Felicidades y sigue así
        Un saludo

Los comentarios están cerrados.

close
Facebook IconTwitter IconMi BlogMi Blog
A %d blogueros les gusta esto: