Santiago Buitrago, radiografía del colombiano que debutará en el Giro d’Italia

Por @amatiz12

Tiene apenas 21 años y ya hace parte del World Tour. Es escalador puro en proceso de formación, puliéndose y codeándose con los galácticos de la práctica. Primer y único colombiano en las filas del Bahrain-Victorious, que quiere proyectarse para grandes cosas, aunque va con calma, sin presiones y absolutamente convencido de su trabajo. Conocerá el Giro d’Italia, en la que será su segunda gran vuelta. Su nombre: Santiago Buitrago Sánchez.

Al otro lado del teléfono desde Tenerife, donde realiza una concentración en altura, Santiago recuerda en conversación con ‘CiclismoInternacional.com’ sus primeros pasos en el ejercicio ciclístico, una pasión inculcada por su padre, gran aficionado a las bielas y los pedales y quien le mostró de primera mano todo lo que evoca estar encima de una bici, “Todo empezó desde muy pequeño. Mi papá siempre fue un apasionado por el ciclismo, me llevaba a ver carreras, veía varias competencias por televisión y empezó a gustarme”.

Su padre se dedica a las cocinas integrales y labores relacionadas con la carpintería, su madre a la docencia. Se crio y creció en la localidad de Suba, en Bogotá, la capital colombiana. Desde los 11 años empezó a practicar ciclismo, siempre con el acompañamiento y adiestramiento de su papá, quien ha sido un motor clave en su trayectoria desde el momento en el que supo que su destino estaría marcado sobre dos ruedas.

Acudió por primera vez a una competición a la edad de 12 años en Ventaquemada, para ratificar que su proyecto de vida estaría dedicado a este deporte. Su arduo esfuerzo e indiscutible talento lo fueron llevando, escalón tras escalón a categorías superiores, en las que la Fundación Esteban Chaves y el AV Villas Team lo cobijaron, hasta que dio el salto a Europa. Recaló en el 2019 en Italia con el Team Cinelli para cumplir su segundo año como sub-23, hasta que el entonces Bahrain-McLaren puso un ojo en él y se lo trajo para representarlo desde 2020.

Llegada al Bahrain-Victorious y el drástico cambio al World Tour

Segundo de tres hermanos, todavía relata con emoción y cierto grado de sorpresa cuando supo que arribaría al World Tour gracias al cuadro bareiní. “Mi mánager me comentaba que se estaban moviendo por varios lados y que había salido la oferta de Bahrain. ¡Yo no me lo creía! Sólo llevaba un año en Italia y ya un equipo World Tour se fijara en mí, no me lo esperaba”, rememora Buitrago.

Añade que, a pesar de ser una sorpresa, era consciente de que su fichaje era fruto de la dedicación y constancia y no cuestión del azar, “Para los que no me conocían la llegada a Bahrain fue una sorpresa, pues apenas llevaba un año corriendo en Italia. Toda la gente decía “¡Wow, Santiago! ¿Ya para un equipo World Tour? Increíble, pero ¿qué ha hecho?, etc.” Poco a poco se han logrado buenos resultados y pienso que se ha venido demostrando de que me he ganado bien el cupo… No fue coincidencia, han sido años de trabajo y los que quedan”.

Claro está que un punto flaco de ejecutar ese cambio tan brusco y repentino de la rama aficionada a la máxima categoría es estrellarse contra un panorama totalmente distinto, donde el nivel es más alto y la forma de correr diversa a la acostumbrada en rangos menores. El bogotano era consciente de ello, pero apeló al aprendizaje adquirido en el pasado, al énfasis en construir una fortaleza mental y ser paciente para ir sobrellevando los trances de la profesionalidad.

“Me sirvió mucho la experiencia en la categoría sub-23. En Colombia a pesar de estar en juveniles, corríamos contra la élite en carreras muy duras. Por ejemplo, yo hice una Vuelta a Colombia muy exigente, que la terminé como pude (risas). El otro año estaba en Italia, en pruebas diferentes a lo que estaba acostumbrado y tanto tiempo lejos de casa. Todo eso te va formando”, apuntó el rutero de 21 años.

“Lo más importante es manejar la cabeza y siento que lo he hecho bien, siempre con los pies en la tierra”, menciona el joven trepador, que agrega que la acumulación de triunfos siendo amateur acaba generando tantas expectativas que al final juegan e contra de los corredores estando en primera división. “Si tú ganas carreras desde el primer año en sub-23, todos están ahí diciendo que serás el próximo en ganar el Tour y tantas cosas que al final te van consumiendo. Llegas acá (al World Tour) y chocas con esa realidad de que las carreras son diferentes, de que el nivel es muy alto y experimentarlo es durísimo”.

Conocía lo que tenía que hacer desde la primera pedalada en la escala mayor y lo ha puesto en práctica. “Desde que pasé supe que había que aprender de los mejores, ir paso a paso y trabajando muy enfocado. Pero muy consciente de que tengo que ir demostrando poco a poco las cualidades que tengo”, dijo Buitrago a esta redacción.

“Siento que lo he venido gestionando muy bien. No soy el mejor, no he ganado nada importante, pero siento que voy poco a poco y que el equipo confía en mí para un futuro. Eso me da motivación para ir mejorando y sé que un día llegará mi oportunidad”, reflexiona en su segunda campaña con el Bahrain.

Adaptación cultural y lejanía de casa, los desafíos más complejos

El arraigo es un elemento propio del ADN latino. Las enseñanzas implantadas desde el hogar, donde se prioriza el valor de la unión familiar y cariño por la tierra donde se vive, hacen que una gran parte de las personas atraviesen dificultades al momento de desprenderse de todo eso, e incluso, que se resignen a perseguir las oportunidades en las que se deben sacrificar esos componentes.

Santiago reconoce que dicho desprendimiento es un reto. “Mentiría si digo que lo he afrontado muy fácil y que no extraño volver a casa. Para mí ha sido lo más duro, estar lejos tanto tiempo desde 2019”, se sinceró nuestro entrevistado.

Aun así, comprende que son las cosas a las que se debe renunciar para cumplir los sueños. “Esto es lo que hay y son los sacrificios que hay que hacer”, explicando que de todos modos una actitud positiva es el mejor remedio para combatir contra ese dilema. “Me lo tomo de la mejor manera, disfruto con los chicos en carrera y concentración, me tomo mi trabajo muy en serio”.

Otro aspecto que se cruza es que él es el único latinoamericano dentro de su escuadra, y más allá de ser un suceso con cierta complejidad, admite que le favorece compartir con individuos que al menos, comparten sus mismos idiomas. “Lo de ser el único latino acá no ha sido tan fácil. La ventaja es que acá hay gente que habla español, italiano, entonces me la llevo bien con ellos”. Sin embargo, confiesa que el asunto sería contrario con personas de otras nacionalidades. “Sería diferente si solo conviviera con ingleses, belgas o alemanes, ahí sí sería más complicado”.

Un dato curioso, que quizás poco conocen, es que desde que llegó al viejo continente, Buitrago nunca ha compartido elenco con alguien de su propio país o similar. Siempre ha sido distinguido como el único sudamericano de su conjunto. Como anécdota personal, le comentaba a esta web que le causa cierta curiosidad tener la experiencia de estar en un mismo equipo con algún compatriota.

Cuando está en Andorra, coincide con varios colegas de su nación y establecen una buena relación, haciendo planes como salir a entrenar o ir a la casa de alguno a cenar. No obstante, estar bajo una misma institución, mismos colores y método de trabajo es otra historia y por eso, reconoce que en determinado momento quiere palpar esa convivencia entre ‘parceros’. “Me gustaría compartir equipo con otro colombiano, aunque claro, la verdad no sé cómo se sentiría”, acota con intriga.

Presión del dominio precoz

“No todos somos Bernal, Pogacar o Evenepoel, cada uno es diferente y, ¿quién no quisiera ganar el Tour a los 21 años? Pero no, la verdad, no es que me genere angustia eso de que si no gano el Tour en dos años no estoy en nada”, apostilla el pedalista de 1.74 metros de estatura, al preguntársele si ha sentido presión de pensar que si en poco no gana una gran vuelta (como ya han hecho Egan y Tadej) su carrera se va a estancar.

No pone el pie en el acelerador, va con pausa, aguardando por su mejor momento y sin desesperarse por no estar a la estela de las jóvenes estrellas. “No me angustio por no estar con ellos. Voy paso a paso y llegará el día en el que estaremos ahí peleando por una clasificación general”.

Tiene la suerte de que no tiene los focos puestos como otras nuevas perlas colombianas como Diego Camargo (Education First-Nippo), a quien piensa debe tener una carga mental pesada. “El chico viene de ganar Vuelta de la Juventud y Vuelta a Colombia y al no estar ahí arriba con los mejores la gente empieza a cuestionarlo, eso debe ser muy duro mentalmente para él, creo yo. No me gustaría estar en sus zapatos”, anota el oriundo de Bogotá.

Es más, ostenta una postura crítica contra la afición que ha cargado contra Camargo en su debut en la máxima categoría. “Que a ti te juzguen de la manera como lo juzgaron a él, es algo que no entiendes. Como público es muy fácil estar criticando a un corredor por no estar adelante”.

Su estreno en el Giro, guiado al aprendizaje y soporte a Landa

Tras comparecer en el Trofeo Laigueglia (abandono), GP Industria e Artigianato (13°) y en la Volta a Catalunya (18°), es casi confirmado que el siguiente asalto de Buitrago será en el Giro d’Italia, “Hay que esperar la confirmación del equipo, pero estamos entrenando con esa idea, la de ir al Giro en una buena condición. Está definido en un 80%”.

Por supuesto es de gran emoción para él debutar en la Corsa Rosa, a la que asistirá bajo una misma premisa junto con sus compañeros. “Hay un objetivo claro y para todos debe ser el mismo, tenemos que ir en sintonía a ese modelo que hay que es ir a ganar el Giro con Mikel Landa”.

Respecto al vasco, podio en suelo italiano en 2015, Buitrago sólo tiene palabras de halago para quien considera un gran capitán y guía. “Se comporta como una gran persona. No te mira por debajo del hombro, te mira como un compañero más, como una persona de su mismo nivel. Es un líder en el equipo y estoy muy a gusto con él. Es alguien que te guía y que te enseña, he aprendido mucho de él”, expresó sobre el escalador vasco.

Dice que en las filas del Bahrain respetan a todos los adversarios por la general, aunque tienen referenciados a tres ciclistas en especial. “No se puede descartar a nadie. Están Egan Bernal, Simon Yates, que se encuentra muy bien, y Aleksandr Vlasov”, enumeró el escalador de 59 kg de peso.

Desde lo personal, no se traza todavía un objetivo de peso. Se enfocará netamente en contribuir a la causa de su jefe de filas y darle continuidad a su proceso de aprendizaje. “Espero estar en mejores condiciones que el año pasado y ser de gran apoyo para mi equipo. La idea es además seguir aprendiendo, ya después vendrán los resultados”.

Santiago disputará su segundo certamen de tres semanas tras haber corrido la Vuelta a España el curso pasado y ha identificado diferencias que espera hallar en la ronda italiana a comparación de la ibérica. “Esta vez serán 21 días (en La Vuelta fueron 18). El recorrido del Giro es muy duro, por ejemplo, la etapa del sterrato será nueva para mí ya que no he corrido en esas condiciones. Además, van a haber corredores de más alto nivel”.

Incluso siente algo de pavor por el trayecto sin ni siquiera ver a detalle el libro de ruta. “Lo he visto por encima y aterra verlo no más por encima (risas). Hay varias etapas exigentes como las cronos y la del sterrato”. No obstante, lo afrontará con la mejor disposición para así desempeñarse correctamente en Italia. “Espero que todo vaya bien y no tener ningún problema”, concluyó Santiago, en un ameno diálogo con este servidor.

Alejandro Matiz 

¿Te gusta lo que hacemos? Seguínos en Instagram y Twitter

Súmate en Facebook: Ciclismo Internacional

Copyright © 2012-2021 Ciclismo Internacional. All Rights Reserved

 

10 pensamientos sobre “Santiago Buitrago, radiografía del colombiano que debutará en el Giro d’Italia

  1. Sus declaraciones dejan ver que ha adquirido madurez mental y ojalá se sobreponga a adversidades propias del ciclismo y sus buenas actuaciones sean el mejor premio a su constancia.

  2. Muy buena nota Alejandro…
    Ojalá se tengan en cuenta las palabras de este chico para los seguidores de ciclismo que les gusta estar masacrando a los chicos porque no llegan a ganar a Europa, tipo Camargo… además estos personajes son adivinos tan versátiles cual pitoniso(a) lector de cartas, tabaco o bola de cristal….
    Ayer, Escuché una excelente entrevista a Matxin, donde explicó con mucho detalle los procesos de algunos chicos, como fueron, como son y como serán… nombró a Ardila, que para muchos en este foro, es un fracaso…Ojalá lo pudieran escuchar todos…
    Buitrago la tiene clara, es por ahora un chico que aprende y va a trabajar para Landa (que tan difícil es entender eso), no a ganar etapas ni a figurar ni a pelear la camiseta de jóvenes… entonces si alguien quiere evaluar su desempeño, debe saber sus metas y las del equipo, no las del que los está evaluando….
    Se que este comentario parece más una protesta, pero si, me tiene mamado tanto ataque diario contra los chicos colombianos sin dejarlos crecer…

    1. Durante el diálogo demostró la madurez que tiene y lo aterrizado que está. Uno de los objetivos con la entrevista era también el de sentar ese precedente de lo irracional que es que a estos chicos lo estén enterrando por no ganar algo importante cuando apenas están empezando. Su protesta es idónea y bien recibida, porque a muchos les cuesta entender que esto es un proceso… ¡Saludos, Arturo!

    2. Entiendo tu protesta, de los 22 colombianos presentes actualmente 16 son menores a 25 años que tienen como proyecto obtener la madurez ciclista a los 30 años a la vieja escuela, fuera de Egan, Dani Martinez y Sosa que son los que han logrado victorias a pesar de su juventud, los demas tienen mucho trabajo por hacer y haber tenido triunfos en Colombia no significa que van barrer en el WT, o dejar de trabajar para los lideres consolidados del equipo. Sin embargo hay personas que ya quieren tener relevo generacional para Egan.

    3. Arturo, buenas tardes. Cómo hago para ver la entrevista a Matxin? A mi me interesa lo Ardila, pues para mi si es un fracaso hasta el momento, cosa que lamento mucho. Después de verlo ganar el Giro sub23, porque vi las etapas por tv y la verdad fue impresionante. Ganó con una sola pierna. Y ver que hombres como Vlasov o Sivakov quienes también ganaron y hoy son figuras.

      1. Anibal, tristemente, ya Juan Charry (el entrevistador) informó que el live que se dio por instagram se perdió…. ojalá alguien lo haya grabado y lo encontremos en youtube!!!

  3. Durante la entrevista se percibe a un joven muy tranquilo, con un norte muy claro, sin prisa y sin pausa, que contextualiza muy bien. Y el ejemplo de los sub23 que empiezan ganando es muy claro.

  4. Bien por este chico. Se ve que tiene una buena educación, que se la han dado en su casa, como debe ser. Callado, ha realizado un burn trabajo en el Bahrein. Seria bueno saber que expectativas tienen con este chico en el equipo. Por lo pronto se ve que le tienen confianza en el equipo.

  5. Buena nota, y estoy de acuerdo con la protesta…a ver si los críticos de sofá comprenden el esfuerzo, dificultades, incluso sentimientos de los deportistas, que no son cirqueros ni están allí para divertirlos o satisfacer sus frustraciones

Responder a Victor Ramirez Cancelar respuesta

close
Facebook IconTwitter IconMi BlogMi Blog
A %d blogueros les gusta esto: