Van der Poel: “Fue mi propio error estúpido, la cagué y no puedo perdonarme”

Por Oscar Trujillo Marín

Que Mathieu van der Poel es un portento de ciclista y genial clasicómano llamado a marcar una época y convertirse en leyenda nadie lo duda. Que es uno de los corredores más en forma del momento, tampoco. Pero que hoy se le escapó la Flecha Brabanzona por un incomprensible error de juvenil en su colocación para el reducido sprint que definió la carrera junto a Alaphilippe y Cosnefroy, eso, también es inobjetable.

En la zona de prensa de la línea de meta estaba francamente decepcionado el potente corredor holandés: “Podría patearme a mí mismo. Cometí un error de principiante que normalmente nunca cometo”, declaró a Sporza.

“Cometí un error que normalmente nunca cometo. Cuando Alaphilippe pasó a mi lado supe que había esperado demasiado. Entonces estaba medio libre entre los dos, pero ahí empezó mi derrota”, dijo el nieto de Poulidor, bastante enfadado y autocrítico.

“Nunca esperé que Cosnefroy tomara esa esquina. En realidad, tenía el plan de hacer lo mismo, porque me sentía muy bien para rematar pero terminé encajonándome yo mismo”, explicó así la penalización que supuso no haberse posicionado mejor en los últimos metros. Su rabia no cesaba y continúo relatando ante los micrófonos de la cadena belga: “¡Puedo patearme a mí mismo por semejante ingenuidad! Este fue mi propio error estúpido. La cagué y no puedo perdonarme. No voy a dormir esta noche, estoy seguro”. Poco que añadir a esta elocuente rabia.

Desde luego, feliz no estaba, a pesar de las ventajas que dio arrancando tarde desde atrás, remató fortísimo y en el último envión estuvo a punto de sobrepasar a Alaphillipe que ganó por muy pocos centímetros. El francés que viene de cometer un error infantil también el domingo pasado que le supuso perder la Lieja-Bastogna-Lieja (por celebrar antes de tiempo e ir muy sobrado haciendo eses) por poco vuelve a tropezar con la misma piedra y será mejor que se concentre en ganar primero -por un tiempo- y se olvide de levantar los brazos sobre todo en embalajes tan apretados ante monstruos de su mismo nivel y calidad.

Van der Poel  tuvo que resignarse con el segundo lugar por muy poco y sigue demostrando que es el clasicómano más temible de cara a las clásicas del norte que ya se avecinan. Sin embargo el error de hoy le dolió más de la cuenta: “Veo esto como una oportunidad perdida. Tenía muchas ganas de ganar”. Lamentó sin resignarse el tres veces campeón mundial de Ciclocrós.

Mathieu debería estar tranquilo puede que la victoria la haya dejado escapar él mismo hoy, pero su estilo voraz, valiente y espectacular le está ganando el más absoluto respeto y conocimiento de la afición y prensa mundial. Ya quisiéramos un puñado más de vanderpoels en todas las carreras, su sola presencia pagaría la boleta y convertiría este deporte en el espectáculo que tantas veces se echa de menos en muchas carreras por etapas.

Oscar Trujillo Marín

¿Te gusta lo que hacemos? seguínos en Instagram y Twitter

Sumate en facebook: Ciclismo Internacional

Copyright © 2012-2020 Ciclismo Internacional. All Rights Reserved

9 pensamientos sobre “Van der Poel: “Fue mi propio error estúpido, la cagué y no puedo perdonarme”

  1. Esta frase la hubiese podido adoptar Rubio en la etapa de hoy “Fue mi propio error estúpido, la cagué y no puedo perdonarme”

  2. Por el contrario, leí las declaraciones de Rubio y parece estar conforme con lo que hizo. He ahi, en parte, la explicación de la diferencia enorme entre un ciclista y otro

  3. Algo que no he visto en los ciclistas colombianos, una capacidad de autocrítica semejante…por algo aunque nos engañemos diciendo que somos potencia mundial, solo somos segundones.

    1. Hola, bueno dos cosas. El problema no es exclusivo de los ciclistas las sociedad colombiana no se caracteriza por tener mayor autocrítica, los ciclistas son solo un reflejo de un problema mucho más estructural. Con respecto a lo segundo, tampoco hay que ser exagerado tremendista o quitarle mérito a un país muy desigual, muy poco cívico, muy poco desarrollado, con precario apoyo estatal para el deporte que no obstante sea capaz de mantenerse entre las diez naciones más destacadas del ranking UCI al menos en el último lustro. Esos puntos no los regalan, ya quisiera Suiza, Alemania, Austria o tantos países con mucha afición y poderío económico estar en el lugar de Colombia. Por supuesto no es Bélgica ni Francia ni Italia, pero no hay un solo país de toda América (Excepto los tres Tours de Lemond) que tenga mejor palmarés histórico que Colombia. Y Quitando seis o siete potencias de siempre, (Italia, Francia, Bélgica, España, Holanda, GBR) en logros de pruebas en ruta por ahí debe andar. Ni Rusia, ni ningún país de Europa del Este ha ganado tanto en ruta. No está mal. Lo que no se les puede pedir a los ciclistas colombianos es que ganen todo lo que corren. Pero eso solo lo suele hacer el aficionado ignorante, no creo que sea su caso. Antes hacen mucho con las enormes limitaciones con las que crece la mayoría de la población de este país. Por supuesto que se puede mejorar, pero eso requiere mucha inversión a largo plazo en formación educación etc.

    2. Como que no se ha escuchado autocritica en ciclistas colombianos, ¿a caso no ha escuchado cuando Rigo dice que un 8° puesto no le sirve para un c*/@´+?

    3. Segundones? Muchos países seguramente han ganado lo q Colombia ha ganado en el ciclismo… por favor eso si es totalmente absurdo y antipatriota.. somos potencia Mundial!!

  4. Estoy de acuerdo, nuestros ciclistas son muy buenos, pero carecen de un sentido crítico y una proatividad en su quehacer deportivo, estos deben encarar las victorias y las derrotas con la misma serenidad, para poder crecer personalmente, y así tener mayor personalidad profesional.

  5. Rubio, Gaviria y Bernal ..deben tener autocritica año terrible mucho Twitter y pocas nueces..2020 aparte de la Victoria de Martinez seria un año para el olvido..

Deja un comentario

close
Facebook IconTwitter IconMi BlogMi Blog
A %d blogueros les gusta esto: